La Superintendencia Nacional de Aduanas y de Administración Tributaria () intervino anoche las oficinas administrativas de la cadena de restaurantes Rústica, perteneciente al empresario Mauricio Diez Canseco, como parte de una operación que investiga el presunto delito de defraudación tributaria cometido entre el 2011 y 2012.

Pasadas las 10:00 pm se intervino las instalaciones del local ubicado en la cuadra 9 de la avenida Tingo María en el distrito de Breña, y la fiscalización culminó alrededor de las 01:00 horas de hoy.

Según Eloy Vizcarra, fiscal especializado en delitos tributarios encargado del operativo, todo está en proceso de investigación y la intervención del local de Rústica responde al proceso de fiscalización, por lo no se puede adelantar nada hasta el término del procedimiento.

"Básicamente ese es el objetivo (determinar si hay irregularidades tributarias) de la investigación", dijo a los periodistas.

Asimismo, la representante de la Sunat, Patricia Piminchumo, indicó que el operativo forma parte de un proceso de fiscalización amparado en el artículo 62 del Código Tributario, el cual permite al ente recaudador a ingresar a un domicilio para poder inspeccionar y verificar documentación contable.

"En este caso, lo que se ha incautado es documentación", dijo la funcionaria.

Por su parte, el abogado de Rústica, Lucio Párraga, negó que hayan incurrido en alguna falta y lo único que ha ocurrido es autorizar el ingreso gestionado por la Sunat a las oficinas de la cadena de restaurantes para "solicitar documentos".

Durante toda la operación, el local fue rodeado por efectivos de la policía nacional para resguardar la labor del personal de la Sunat.

La documentación del local fue llevada en varias cajas de cartón para ser fiscalizada minuciosamente en las instalaciones de la Sunat.