Chile, el país más rico de Sudamérica, sigue siendo una nación en desarrollo, donde 30% de su fuerza laboral se encuentra en la economía informal, y está forjando un plan de batalla único que, por lo menos hasta ahora, ha resultado exitoso.
Chile, el país más rico de Sudamérica, sigue siendo una nación en desarrollo, donde 30% de su fuerza laboral se encuentra en la economía informal, y está forjando un plan de batalla único que, por lo menos hasta ahora, ha resultado exitoso.