Tanto las empresas estadounidenses como chinas confían en Taiwán para el suministro de chips, lo que aumenta su potencial como causa de conflicto. (Foto referencial: Bloomberg)
Tanto las empresas estadounidenses como chinas confían en Taiwán para el suministro de chips, lo que aumenta su potencial como causa de conflicto. (Foto referencial: Bloomberg)