FOTOS | Viviendas destruidas, vehículos enterrados en medio del lodo y plazas totalmente cubiertas de barro y rocas componen el escenario que dejó la caída de un huaico el último jueves por la tarde en el centro poblado de Mirave, distrito de Ilabaya, en Tacna.

El presidente Martín Vizcarra llegó ayer a la zona para inspeccionar los daños ocasionados en la emergencia debido a la caída de lluvias intensas.

“Vamos inmediatamente a coordinar con las autoridades para dar el apoyo complementario”, dijo a la prensa.

Los huaicos que se registraron en el sur del país han dejado hasta el momento más de 500 viviendas afectadas, así como dos personas desaparecidas y un fallecido.

De acuerdo a un reporte del Centro de Operaciones de Emergencia Nacional (COEN), en Tacna se han visto afectadas 450 viviendas, así como las vías de comunicación, servicios básicos, áreas de cultivos y caminos rurales.

TAGS RELACIONADOS