El peso chileno se fortaleció después del anuncio y subió hasta un 1.1% a 813.94 por dólar antes de retroceder y cotizar a 821.23.
El peso chileno se fortaleció después del anuncio y subió hasta un 1.1% a 813.94 por dólar antes de retroceder y cotizar a 821.23.