El y potas, alimentos ricos en ácidos grasos Omega 3 y la reducción de la ingesta de alimentos ricos en grasas Omega 6, contribuye a reducir los molestos dolores de cabeza, sostuvo Carlos Rubiños, nutricionista del Programa Nacional 'A Comer Pescado' del .

"La OMS indica que la proporción adecuada de Omega6/Omega3 es de 5/1, es decir por cada 5 gramos de Omega 6 se debe consumir de 1 gramo de Omega 3. Sin embargo, actualmente se da un consumo excesivo de alimentos con grasas Omega 6, presentes en los aceites vegetales, margarinas, huevos, carnes de aves y algunos frutos secos, generando un desequilibrio", dijo.

El nutricionista también explicó que el exceso de grasas Omega 6 y la deficiencia de grasas Omega 3 contribuye a la aparición de enfermedades crónicas, como las afecciones cardiacas, la diabetes, la artritis e incluso la depresión.

Tanto el Omega 3 como el Omega 6 son ácidos grasos esenciales debido a que no los puede fabricar el cuerpo humano por sí mismo, por los que es necesario tomarlo de los alimentos. "El Omega6 no es perjudicial en sí mismo, pues cumple funciones necesarias en el organismo, pero es recomendable no excederse en su consumo", explicó Rubiños.

Otra aspecto destacable del Omega 3 son sus propiedades antiinflamatorias y analgésicas, que contribuyen a bajar la intensidad de los dolores de cabeza, evitando las enfermedades que pueden generarse por esta dolencia. Además ayuda a mantener un buen estado de ánimo y salud, importantes para contrarrestar esta enfermedad.

Los pescados azules o de carne oscura como el bonito, el jurel, la caballa, el machete y la anchoveta (comercializada en lata) poseen un alto contenido de grasas Omega 3, además de calcio, hierro y vitaminas A, B, D y E, entre otros nutrientes.