, candidato a la vicepresidencia por Fuerza Popular, aseguró que pone las manos al fuego por la candidata presidencial Keiko Fujimori, ya que no existe lavado de activos por US$ 15 millones, tal como lo reveló anoche una investigación periodística.

"Yo pongo las manos al fuego por Keiko (Fujimori), (ya que) no existe lavado de activos ni por US$ 1, US$ 2 o US$ 15 millones, ya que nadie ha presentado una prueba", refirió en entrevista con el programa 'Sin medias tintas'. Consultado si pondría también las manos al fuego por el congresista Joaquín Ramírez – implicado en una indagación por parte de la DEA – indicó que a Ramírez lo conoce recientemente.

"Estoy seguro que va aclarar esto. He recibido un WhatsApp de él diciéndome: Pepe estate tranquilo, ya que no existe ese audio", detalló.

Como se recuerda, en la víspera, Univisión en coordinación con el programa periodístico Cuarto Poder, revelaron que la DEA investiga al congresista y financista de Fuerza Popular, Joaquín Ramírez, en particular un audio en la que insinúa que la candidata Keiko Fujimori, le pidió "lavar" US$ 15 millones. La revelación fue dada a ambos medios por el informante Jesús Vásquez y confirmada por representantes de la DEA.

Para esta denuncia periodística es un "psicosocial". "Primero rechazamos que a tres semanas de la elecciones se lancé este bombazo. Nosotros tenemos la certera presunción que esto es un tema armado para lanzarlo tres semanas antes del debate (presidencial), no sé por quién. Que las investigaciones sobre el congresista Joaquín Ramírez continúen, (ya) que él demostrará que no tiene nada que ver", explicó al programa periodístico.

En otro momento, el representante de Fuerza Popular cuestionó el grado de representatividad de Judit Lambert – portavoz de la DEA – en el ente americano.

"¿La señora Lambert representa a la DEA?. Nosotros nos hemos reunido como Fuerza Popular recientemente con el jefe de la DEA y otras 8 personas, presididas con el señor embajador de USA y no nos dijeron nada", refutó.

Asimismo, pidió a Unisión que muestre el audio que incrimina a Ramírez. "El señor Joaquín Ramírez tiene abierto una investigación en la fiscalía por lavado de activos, que aun no concluye, originado por un militante Nacionalista, pero hasta el momento ninguna autoridad peruana se ha manifestado de indicios razonables (de la ocurrencia de un delito)", precisó.

En caso que apareciera el audio (en la que Ramírez indica que "lavó" US$ 15 millones a pedido de Keiko Fujimori en 2011) para su primera impresión es que el congresista es un fanfarrón, "pero de ahí a que hayan pruebas de lavado de activos hay una gran diferencia. Estoy seguro que no va aparecer ningún audio".