Módulos Temas Día

Smart money Luis Ramírez Luis Ramírez

Cuentas claras, amistades largas...

Cuando he dictado cursos de Análisis Técnico, o he presentado alguna táctica basada en este enfoque, casi siempre me encuentro con la misma pregunta por parte de algún interlocutor ¿Es posible hacer Análisis Técnico para las acciones que cotizan en la BVL?

Cuando he dictado cursos de Análisis Técnico, o he presentado alguna táctica basada en este enfoque, casi siempre me encuentro con la misma pregunta por parte de algún interlocutor ¿Es posible hacer Análisis Técnico para las acciones que cotizan en la BVL?
A ver, antes de responder esta pregunta, primero permítanme explicar a quienes no están familiarizados con la herramienta, de qué se trata este enfoque de análisis. El Análisis Técnico consiste en el estudio del precio de la acción en el mercado. Se trata de entender la dinámica del precio, su comportamiento, la formación de patrones y pautas que el precio describe, para a partir de ello intentar predecir el probable comportamiento del precio del activo en el futuro. En esta definición me parece importante hacer hincapié en la palabra “probable”. El insumo requerido para hacer Análisis Técnico es un gráfico de precios del activo que estamos analizando (acciones, commodities, etc). Es por esto, que a los analistas técnicos también se les dice “chartistas”.
Un atributo muy importante y necesario para hacer análisis técnico es la liquidez, es decir, necesitamos que el activo a analizar se negocie todos los días. Ahora entenderán porqué la pregunta acerca de si es posible aplicar este enfoque en la BVL, pues todos sabemos que nuestra Bolsa, no es precisamente muy liquida, y tampoco es muy profunda.
Ahora voy a responder la pregunta. Si es posible hacer Análisis Técnico en la Bolsa de Valores de Lima. Obviamente no todos los valores listados tienen una frecuencia de negociación (% de días que una acción marcó cotización dentro de un intervalo de tiempo) que permita aplicar esta herramienta. Según datos de la BVL, en el 2011, solamente el 19.7% de las acciones listadas en Bolsa tuvo una frecuencia de negociación superior al 80% (40 de 203 acciones listadas). Sobre este pequeño porcentaje de acciones, y por suuesto sobre el Índice, sí será posible aplicar el enfoque de Análisis Técnico.
Otra pregunta frecuente es ¿Qué tan confiable es el Análisis Técnico? Señores, lamento decirles que ni el Análisis Fundamental, ni el Análisis Técnico garantizan 100% de efectividad en sus proyecciones o estimaciones. Ambas herramientas de análisis solamente buscan acotar el riesgo asociado al proceso de toma de decisiones, ambas herramientas buscan mejorar “la probabilidad de éxito” de nuestras inversiones. Ninguno de los dos enfoques de análisis lo hará millonario, pero ciertamente estarán mejor usándolos, que no usándolos. En este punto normalmente le comento a quienes me escuchan, que la mejor receta para perder dinero es entrar al mercado a ciegas, sin información y sin un análisis previo que sustente la decisión.
Algunas recomendaciones para quienes utilizan o pretenden utilizar el enfoque Técnico. Primero, mi opinión es que el Análisis Técnico no debería ser utilizado de manera aislada, por el contrario, debería ser aplicado de manera conjunta con el análisis de los fundamentos del activo bajo análisis. Estos enfoques NO son excluyentes, de hecho yo creo que son complementarios.
Segundo, hay que tener presente que un supuesto base del enfoque nos dice “los precios incorporan toda la información del mercado”. Siendo así, las conclusiones derivadas del uso del Análisis Técnico serán validas en la medida que el escenario no cambie. Si los fundamentos cambian, los precios inmediatamente se ajustarán reflejando el nuevo escenario vigente, y el inversionista deberá “adaptar” su táctica. Como ven, la flexibilidad es importante.
Tercero, los patrones de este enfoque son relativos y no absolutos. Por ejemplo, los soportes (también llamados pisos) y las resistencias (también llamados techos) indican posibles puntos de inflexión en los precios. No garantizan que al alcanzar el soporte el precio suba, o al alcanzar la resistencia el precio baje. La ruptura de un soporte o una resistencia normalmente está relacionada con la ocurrencia de algún evento de tipo fundamental, de ahí la importancia de complementar el análisis gráfico con el análisis de los fundamentos para evaluar que tan probable es que tal ruptura se produzca. Si un soporte/resistencia se rompe, no significa que el enfoque no sirve, es simplemente que el precio internalizó la nueva información y está actuando en función a ello. Como ven, otra vez la flexibilidad resulta ser un elemento importante para quienes utilizan este enfoque. 
Cuarto, siempre que tome decisiones en función al Análisis Técnico, utilice un stop loss. Como quedó expuesto en el punto tercero, los patrones, soportes, resistencias, etc, dentro de este enfoque son relativos y se pueden invalidar. Una forma de operar cuando no se cumplen nuestras expectativas es “cortando” las pérdidas, es decir, aplicando un stop loss.
Finalmente señores, para no estar expuesto a dolorosas decepciones por parte de quienes aplican el Análisis Técnico como herramienta de análisis, es necesario tener presente las limitaciones del enfoque y estar preparado para ello. El Análisis Técnico no es un conjunto de “reglas” que deberán cumplirse de manera forzosa, ello no sería racional. Considero más bien que son un conjunto de “guías” que nos ayudan a mejorar nuestro performance en el mercado.

 

 

Leer comentarios ( )