Módulos Temas Día

En 2017 llegaron 171,635 inmigrantes a Europa, un 53% menos que un año antes

La Organización Internacional para las Migraciones (OIM) publicó hoy las cifras preliminares del número de inmigrantes que consiguieron llegar el año pasado a territorio comunitario y de los que fallecieron durante el intento de cruzar el Mediterráneo.

Migrantes

Migrantes esperando ingresar a Alemania. (Foto: AP)

Migrantes esperando ingresar a Alemania. (Foto: AP)

AP

El año pasado llegaron a Europa desde el norte de África 171,635 inmigrantes y refugiados a través de las peligrosas rutas del Mediterráneo, lo que supone un 53% menos que un año antes y una reducción que se nota especialmente en Italia y Grecia frente al aumento notable que ha registrado España.

La Organización Internacional para las Migraciones (OIM) publicó hoy las cifras preliminares del número de inmigrantes que consiguieron llegar el año pasado a territorio comunitario y de los que fallecieron durante el intento de cruzar el Mediterráneo.

En 2017 murieron 3,116 inmigrantes y refugiados en las peligrosas travesías en las que se embarcan, a menudo en precarias barcazas y asumiendo riesgos extremos en su búsqueda de una vida mejor tras soportar un camino tortuoso hasta llegar al punto de partida y numerosas violaciones de derechos humanos.

La cifra data del 20 de diciembre, y aunque la OIM no ha podido aún cerrar el año 2017 en su totalidad en cuanto a las muertes, habrá al menos 2,000 fallecidos menos que los 5,143 que se registraron un año antes.

Donde más inmigrante perdieron la vida fue en la ruta del Mediterráneo central, que une Libia con Italia (2,832), seguida de la occidental que lleva a España (223) y la oriental entre Turquía y Grecia (61).

En cuanto a las llegadas, "tanto Italia como Grecia han registrado las cifras más bajas en cuatro años", es decir desde que comenzó la crisis de refugiados, señaló en rueda de prensa el portavoz de la OIM Joel Millman.

"Se trata de un desarrollo extremadamente positivo", recalcó.

A Italia llegaron el año pasado 119,310 inmigrantes, un 34% menos que los 181,436 que arribaron en las costas italianas en 2016.

Las muertes también se han reducido, ya que en 2016 Italia registró 4,581 frente a los 2,832 de finales de 2017.

Los factores que han contribuido a la disminución de llegadas es el apoyo de la Unión Europea (UE) a la Guardia Costera libia y los esfuerzos internacionales por proteger mejor a los migrantes en ese país africano y por organizar retornos voluntarios a los naciones de origen de inmigrantes atrapados en Libia.

Otro es que la ruta que lleva desde el Cuerno de África a Sudán para cruzar a Libia "ha desaparecido prácticamente", según dijo a Efe Millman.

El portavoz explicó que "muchos de los somalís, sudaneses, etíopes y eritreos que antes pasaban por Sudán para llegar a Libia optan ahora por ir a Alejandría, en Egipto" para cruzar desde allí a territorio libio.

En lo que se refiere a Grecia, el año pasado lograron tocar suelo griego 29,595 inmigrantes y refugiados, un 83 % menos que el ejercicio precedente, en buena medida gracias al acuerdo de la UE con Turquía, admitió Millman.

Además, el número de muertes ha caído drásticamente desde los 434 en 2016 a los 61 actuales.

En el caso de España, la evolución ha sido la contraria de la experimentada en Grecia e Italia, tanto en el número de llegadas como en el de inmigrantes fallecidos.

Las llegadas fueron 2.6 veces mayores el año pasado que en 2016.

Un total de 21,663 inmigrantes indocumentados arribaron a territorio español en 2017 frente a los 8,162 de un año antes, según los datos recabados hasta el 20 de diciembre por la OIM.

A su vez, el número de fallecidos en la ruta subió de 128 contabilizados en 2016 a un total de 223 hasta esa fecha.

Millman indicó a Efe que para España el aumento de la cifra de inmigrantes y refugiados "es grande", pero si se contempla dentro de la fotografía completa en el Mediterráneo el número de llegadas "sigue estando muy por debajo de las de Grecia e Italia".

"Hay una demanda grande de parte de inmigrantes en ciertos países de África para llegar a Marruecos y de allí a España", como pueden ser Gambia, Mali, Senegal o Costa de Marfil, dijo el portavoz, quien no se atrevió sin embargo a especular sobre las causas del aumento de las llegadas a territorio español.

"Lo que sí puedo decir es que se trata de la cifra más alta en cuatro años y mucho más allá. En años pasados hubo menos de 10,000 llegadas o 15,000 y en 2017 subió a 21,000", señaló.

Leer comentarios ( )

Ir a portada