, gerente de inversiones de , afirmó que la implementación de un fondo cero no reduciría de manera sustancial el , y que el fondo 1 es ya poco volátil y cumple cumple bastante con las necesidades de ofrecer un producto de baja volatilidad hacia los afiliados.

"La opinión de Prima es que no necesariamente reduce ese riesgo de volatilidad significativamente porque el componente del fondo cero es básicamente un fondo 1 sin renta variable", manifestó.

La iniciativa de este nuevo instrumento nace tras la crisis financiera del 2008, en donde se registraron rentabilidades negativas en el fondo 1, que en teoría es el más seguro.

"La sensación de que un fondo 1 podía tener rentabilidad negativa promovió el tema del fondo cero", afirmó.

Este nuevo fondo cero sólo podría invertir en deuda bonos, depósitos, es decir, le quita el 10% de renta variable que tiene el fondo 1.

"(Sin embargo esto) no quita que puedas perder plata en renta fija. En el 2008 los bonos se desplomaron y puedes obtener rentabilidad negativa, entonces no sé si eliminas el riesgo de volatilidad de manera tan significativa, salvo que le pongas un límite a la duración del fondo", declaró Roca.