Módulos Temas Día

La volatilidad ha vuelto: Cómo la enfrentan los profesionales

Estrategas tanto del lado de venta como de compra se están ajustando a la turbulencia de las acciones globales que podría haber llegado para quedarse.

volatilidad

volatilidad

Un indicador de la turbulencia a 30 días en el índice Nasdaq 100 se ha triplicado en cinco semanas, llegando a un máximo desde el 2011.

En un año lleno de debates sobre si las acciones han alcanzado su punto máximo, una cosa está clara: la volatilidad está de vuelta.

Las operaciones del martes lo demostraron; el Nikkei 225 Stock Average de Japón alcanzó una baja del 3.5% antes de recuperarse para cerrar con una baja de un 2.1%. El Índice Compuesto de Shanghái de China borró rápidamente su caída del 1.3% y se disparó un 0.9%, debido a las noticias sobre que las negociaciones comerciales con Estados Unidos se habían reanudado. Y el índice Hang Seng subió un 0.6% después de caer más del 2%. El índice del mercado de futuros estadounidense también revirtió las caídas previas.

Mientras que la acción del martes fue provocada por una venta masiva en los proveedores de Apple Inc., incluso los indicadores del sector de tecnología en Australia y Nueva Zelanda cayeron al menos un 1%. Todo es parte de un patrón más amplio que ha visto movimientos más frecuentes de entre el 1% al 3% en cualquier dirección. Un indicador de la turbulencia a 30 días en el índice Nasdaq 100 se ha triplicado en cinco semanas, llegando a un máximo desde el 2011.

Estrategas tanto del lado de venta como de compra se están ajustando a la turbulencia de las acciones globales que podría haber llegado para quedarse. El índice de volatilidad de CBOE, conocido como VIX, se dirige a su mayor aumento anual desde 2007.

Stephen Innes tiene un mantra: Nunca negar al VIX. "Uno nunca debe pasarlo por alto", dice. “Es el principal indicador del miedo. Asusta muchísimo a los inversores cuando se mueve”. El jefe de operaciones de Asia Pacific en Oanda Corp. en Singapur dice que la volatilidad es “excelente” siempre que haya cobertura disponible.

A continuación, algunos comentarios de actores del mercado sobre cómo están incorporando el resurgimiento de la volatilidad en sus estrategias:

La comunicación es clave
Dado que la nueva realidad tiene el potencial de asustar a los inversores individuales, los asesores tienen una mayor necesidad de mantenerse en contacto con sus clientes.

"Estamos buscando nuevas formas de comunicarnos más con los clientes, como podcasts y boletines, para que reciban el mensaje de la manera más clara posible", dijo Chris Weston, jefe de investigación de Pepperstone Group Ltd. en Melbourne. "A medida que aumenta la volatilidad, los medios informan más, lo que genera emociones en los operadores".

Considere efectivo, opciones
La volatilidad es buena para los corredores y los negocios basados en flujos, pero probablemente sea una mala noticia para quienes invierten solo en posiciones a largo y para los fondos, dijo Margaret Yang, analista de mercado de CMC Markets Singapore.

Ella tiene una solución para ellos: vender opciones de venta cuyos precios de mercado estén por encima del precio de ejercicio, en un intento por obtener acciones a precios más bajos, con primas de opciones como un beneficio adicional. O bien, quedarse al margen. "Tiendo a adoptar una posición de ‘esperar y ver’ con algo de dinero en efectivo disponible hasta que las cosas estén más claras para las negociaciones y el polvo se asiente en el sector tecnológico", dijo Yang.

Más por venir
El director de inversiones de Allianz Global Investors, Raymond Chan, espera que la volatilidad aumente el próximo año a medida que las políticas del banco central se normalicen y aumente el costo del capital. Eso hace que sea más importante centrarse en las perspectivas de las empresas, en lugar de las valoraciones. Ejemplos destacados se pueden encontrar en Asia, agregó, al tiempo que anticipa un alza en diciembre para las acciones de la región y un excelente 2019.

Comprar durante la turbulencia
Las fluctuaciones significan más oportunidades de compra en baja, para quienes pueden subirse a la montaña rusa. "La volatilidad abre una ventana de compra para los fondos con un horizonte de inversión de seis meses a más de un año", dijo Cristina Ulang, jefa de investigación de First Metro Investment Corp. en Manila. "Por lo tanto, la estrategia es acumular en momentos de dificultades en el mercado, pero de manera muy selectiva y lenta, teniendo en cuenta las acciones de calidad".

Preste atención
Para cualquier persona que no sea un inversionista a muy largo plazo, mayores fluctuaciones en el nivel más básico implican tener que estar más atentos a los acontecimientos.

"Si todo estuviera eufórico y caro como lo fue en el 2006-2007, sería fácil", dijo Nader Naeimi, jefe de mercados dinámicos de AMP Capital Investors Ltd. en Sídney. “Pero hay enormes divergencias que presentan oportunidades. Necesitamos tener una visión simétrica del riesgo a la baja frente al potencial al alza. De aquí surge la necesidad de ser ágiles y dinámicos”.

Leer comentarios ( )