Es interés de todos los peruanos poner en valor nuestro patrimonio cultural y debatir con seriedad la posibilidad de establecer alianzas público privadas para administrar los monumentos arqueológicos y/o promover nuevos circuitos turísticos, señaló , economista jefe del Instituto Peruano de Economía (IPE)

Podemos recordar con tristeza casos emblemáticos como la destrucción de parte de la Huaca El Paraíso. "Un privado que debe pagar una millonada pondrá seguridad y cámaras, porque si sucede algo le caerá la municipalidad, la policía, se lo llevan preso y lo enjuician", aseguró el economista.

La idea –explicó- es que y el Estado acuerden las condiciones de la concesión estableciendo penalidades y objetivos por cumplir. "Eso requiere buen diseño de contratos y supervisión, para lo que el Gobierno necesita asesoría", acotó.

"El administrador recibe un encargo que puede incluir hacer obras como construir un teleférico en , si es sostenible y aceptado por la sociedad, o reparar zonas afectadas", refirió.

La supervisión –precisó- estaría a cargo de las mismas autoridades, una empresa, el Colegio de Abogados o de Ingenieros, o cualquier otra institución que ofrezca un trabajo profesional.

Las empresas concesionarias resaltó forjarían alianzas con universidades peruanas y extranjeras. "A Machu Picchu lo mantendría una empresa con convenios con la Universidad San Antonio Abad, San Marcos, Yale o Princeton. Eso significaría que no entraría más gente de lo que recomiendan los científicos, cosa que no pasa hoy", remarcó.

Otra preocupación sin fundamento –observó el investigador- es que solo las empresas extranjeras se beneficiarían de estas concesiones. "Puedes asociar a grandes capitales con las empresas cusqueñas, que ya conocen y tienen guías preparados", refutó.

"Si seguimos haciendo las cosas como hasta ahora, pasará lo mismo que con la Huaca El Paraíso. El drama que tenemos es que dejamos a un que no sabe sonarse los mocos, que deja morir niños de hambre, administrar el patrimonio cultural", lamentó.

Un buen ejemplo –rescató- es la Huaca Pucllana. "El señor Rubio le ofreció al alcalde cuidarla. Le interesa porque vive cerca de la huaca y sus clientes ahora tienen la posibilidad de visitarla", resaltó.

"El ministerio de cultura y usualmente se quejan que no tienen plata ¿Por qué no buscan otra forma de hacer las cosas? Por politiquerías y sesgos no queremos escuchar lo que nos conviene. Dejemos de tener estas tragedias de la Huaca El Paraíso y Machu Picchu, que poco a poco está perdiendo su atractivo", insistió

TurismoSecada afirmó que quienes promueven mejor el Perú son los operadores turísticos con canales de ventas ya establecidos. "Puedo más fácil al mercado de jubilados chinos a través de estas estas empresas que participando en ferias comerciales", aseguró.

"Por ejemplo, hay todo un circuito que no está bien promovido en el Valle Sagrado del Cusco. Podría establecerse un acuerdo con los privados para recuperar esa zona y promoverla", añadió.