Módulos Temas Día

Te lo cuento fácil El Blog de los Alumnos de la UP El Blog de los Alumnos de la UP

AFP: ¿Qué se debe saber sobre la Ley del 95.5% ?

Por: Maria Teresa Herbozo, alumna de Economía.

En el 2016 se aprobó la ley que le permite al afiliado decidir entre recibir una pensión o retirar el 95.5% de su fondo acumulado. Sin embargo, es importante analizar muy bien las implicancias de esta norma con el fin de tomar la decisión que más le convenga a cada afiliado.

¿En qué consiste exactamente esta ley?

Es muy importante que los afiliados tengan pleno conocimiento sobre cómo funciona para poder tomar la decisión correcta. Al cumplir 65 años, los aportantes tienen la potestad de decidir entre percibir una pensión o realizar el retiro de su fondo.

Si se decide por la pensión, se recibirá mensualmente el monto que corresponda, el cual es calculado según su fondo acumulado y la esperanza de vida vigente (la SBS indica que la esperanza de vida al 2018 para los afiliados hombres es de 87.52 años y para las mujeres es de 90.81 años). A su vez mantendrá los beneficios de mantener su fondo dentro de la administradora. Dentro de los beneficios que mantienen las AFPs para brindarle a sus afiliados son la exoneración de pago de impuestos sobre la ganancia de capital, que es el 5% de la rentabilidad; pensión de sobrevivencia, el cual consiste en brindarle a los beneficiarios una pensión en caso de fallecimiento; garantía estatal y pensión mínima.

En cambio, si el afiliado decide retirar el 95.5%, de forma automática el 4.5% restante irá para el pago de Essalud, con lo cual su salud estará cubierta luego del retiro del fondo. A diferencia del caso anterior, el aportante podrá administrar su fondo según le convenga. Sin embargo, pierde todos los beneficios brindados. En esta situación, lo más difícil para el afiliado es administrar el fondo por su cuenta y de cierta forma asegurar tener un flujo a futuro para cubrir sus gastos.

¿Cómo afecta el futuro de lo afiliados?

En el caso de que se decida por percibir una pensión, el afiliado se asegura de recibir un flujo de dinero para poder cubrir sus principales gastos. En caso de fallecimiento, el remanente del fondo será brindado a sus beneficiarios en forma de pensión.

Por otro lado, en el caso de que se decida retirar el fondo, será de suma importancia la decisión sobre la inversión que se hará con el fondo. En el mercado financiero se ofrecen múltiples opciones para realizar inversiones. Estas opciones van desde un depósito a plazo hasta algún fondo mutuo. Y, ¿por qué es tan importante? Es importante debido a que la rentabilidad que generan estos productos es distinta y las variables que más afectan son el plazo y el riesgo. A mayor plazo se tiene un mayor riesgo de inversión y por ende una mayor rentabilidad por esta inversión. Sin embargo, un mayor riesgo implica también una mayor probabilidad de perder el dinero. Es de suma importancia que el afiliado tenga pleno conocimiento sobre este punto ya que de eso dependerá de cuánto recibirá en el futuro por su inversión. Por otro lado, al realizar una inversión fuera del Sistema Privado de Pensiones (SPP), se tiene que tener en cuenta que toda ganancia por capital invertido está sujeto al 5% de impuestos y a su vez, es importante evaluar las comisiones que cobran las diferentes entidades financieras.

Existen muchas opciones para invertir el fondo. Sin embargo, debido a que no se tiene mucho conocimiento sobre estas opciones, los afiliados tienden a ser muy optimistas y piensan que fuera del SPP se puede generar una mayor rentabilidad. Sin embargo, no todos los afiliados desean invertir en otros productos a la hora de retirar su fondo. Según el Banco Interamericano de Desarrollo (BID), el 13% de los afiliados que han retirado el fondo, ya lo gastó por completo. Esto es contraproducente, debido a que los afiliados que ya gastaron su fondo, o piensan hacerlo, quedan desamparados, ya que no tienen un ahorro que permita cubrir sus gastos a futuro.

Por ende, es muy importante la decisión que se tome en base a esta ley ya que a partir de esa decisión impactará de manera positiva o negativa el futuro de los aportantes. Es decisión de cada uno poder gastar su dinero de acuerdo con su conveniencia, pero no siempre es bueno pensar solo en el bienestar presente, sino también pensar en el bienestar futuro.

 

 

Leer comentarios ( )