Módulos Temas Día

Millennials Pamela Romero Wilson Pamela Romero Wilson

Kevin Choi: "La edad no debería distorsionar la noción de profesionalismo de nadie"

Captura de pantalla 2018-06-06 a las 17.00.37

Kevin Bandin Rosales va maquillando para varios de los mejores editoriales de la ciudad. Empezó de manera autodidacta y a su corta edad se ha profesionalizado al punto de ser un favorito para los más entendidos de moda en Lima. A pesar de su notable perfil en el mundo académico decidió concentrarse en su pasión y relata lo aprendido en lo que parece ser solo el inicio. ¡Lea!

 

¿Le costó mucho esfuerzo ser el primer puesto de su clase?

Lo suficiente. El único curso que me hacía problema era Trigonometría pero con suficiente esfuerzo lograba alcanzar la nota que quería para aprobar.

¿Quién le enseñó a ser tan disciplinado en los estudios?

Aprendí solo a ser así de aplicado. Si quería llegar a donde quería debía esforzarme mucho, lo tenía claro desde niño.

¿Qué nivel de experiencia tiene maquillando?

No quisiera sonar pretencioso, pero tengo un nivel muy bueno. Me considero un profesional y un artista en lo que hago, me apasiona mucho mi trabajo.

¿Qué fue lo que más le costó aprender para maquillar correctamente?

¡A veces pienso que acumulé conocimiento de otras vidas! Es extraño pero siento que cuando tengo las herramientas correctas en mis manos puedo lograr lo que sea al maquillar.

¿Cuáles fueron las trabas más difíciles al inicio?

Definitivamente la edad. La gente me ve joven y les causa un poco de miedo que no sea profesional.  Todo cambia cuando trabajan conmigo la primera vez. Pienso que la edad no debería distorsionar la noción de profesionalismo de nadie.

¿En que momento tuvo clientes que valoraban su trabajo?

Desde el inicio me gustaba ver cómo las chicas que maquillaba no se querían quitar el maquillaje después de las fotos, en serio les gustaba y eso me hacía muy feliz. Luego cuando ya entré más en moda pude ver cómo las marcas y la gente dentro de esta industria valoran el buen trabajo de un artista.
¿Cuál es la meta para un make-up artist?

La mía es llegar a maquillar para revistas como King Kong Magazine o Dazed And Confused; diseñar maquillaje para pasarelas o campañas de marcas como Kaimin, Iris Van Harpen, Balenciaga, etc.
¿Cree que en la ciudad hay lugares para volverse un especialista en esto?

Creo que no las hay. No existe una buena escuela de maquillaje en Perú, menos una donde se enseñe maquillaje para trabajar en moda. Hay escuelas donde enseñan bien en cuestión de técnica o para maquillaje performático o social solamente…

Sé que estudiar derecho fue una decisión que abandonó incluso al haber entrado a la universidad. ¿Qué pasó?

Ingrese por notas a varias buenas universidades pero al final me di cuenta que no era lo mío. Sabía que no iba a ser feliz porque realmente no me apasionaba y yo no quería ser esa persona. Mi idea era vivir satisfecho con lo que hiciera y felizmente encontré mi pasión. Vivo muy agradecido y feliz por eso, se que no muchos en el país tienen esa oportunidad.
¿Cómo es su estilo de vida en Lima?

Bastante tranquilo a decir verdad, me gustan las buenas fiestas, aunque no salgo mucho. Me encanta la moda definitivamente, así que ya te imaginarás que si hay algo que siempre estoy haciendo es comprando ropa, compro bastante diseño peruano, me alejo del retail. Además trato también de tener un estilo de vida sano, como saludable y hago ejercicios cada vez que me da el tiempo.

 

 

Leer comentarios ( )