Módulos Temas Día

Atalaya Económica Manuel Romero Caro Manuel Romero Caro

Tren Bioceánico: ¿otro elefante blanco?

Uno de los “pecados” de los megaproyectos que hemos comentado en esta columna , es que permitimos que otros países nos impongan sus prioridades. Un claro ejemplo de ello ha sido la carretera interoceánica Sur (IOS).
Pero parece que nos gusta tropezarnos con la misma piedra en varias ocasiones. Ya que el gobierno y otros países sudamericanos insiste en impulsar un tren bioceánico (TB) que posibilitaría un acceso a menor costo al Océano Pacífico. Aquellos que defienden el proyecto utilizan argumentos similares a los que se utilizaron para defender la IOS, ninguno de los cuales se concretó 11 años después de su inauguración . Es que los beneficios del TB están claros para los otros países, pero los beneficios del Perú no están nada claros.
Un aspecto que llama la atención, es el cambio radical que ha tenido el gobierno en relación al TB . Ya que durante su viaje a China , el presidente Kucksynski manifestó: “yo tengo algunas preguntas sobre este tren que he expresado en este viaje [...] Lo primero, su costo, que es altísimo, y en segundo lugar si hay carga de regreso (del Perú a Brasil), porque cualquier sistema de transporte debe tener cargas en los dos sentidos” (EC 15.09.16) expresó PPK. Esta clara posición contraria al TB, se fijó cuando Martin Vizcarra era Ministro de Transportes . Por lo que llama la atención que ahora que es Presidente apoye decididamente dicho proyecto. Ya que el actual Ministro de Transportes acaba de ser anfitrión de una reunión con sus pares de Bolivia, Brasil y Paraguay ; mencionando que “estamos seriamente comprometidos con el Corredor Ferroviario Bioceánico como Estado”
El Presidente Vizcarra, que está de abanderado de la transparencia e integridad , ¿no debería explicar a la ciudadanía sus razones para cambiar de opinión sobre el TB?. ¿ Quién tiene la razón Vizcarra MTC o Vizcarra Presidente?;¿Cómo se puede comprometer la participación del Perú si no existen estudios detallados sobre la inversión y rentabilidad del TB?.¿De nuevo nos estamos saltando etapas básicas para el TB?. La verdad es que la acción gubernamental con los megaproyectos resulta preocupante: no han podido con la reconstrucción del norte ni con destrabar los proyectos paralizados. Para no mencionar las erradas manifestaciones del premier Villanueva resucitando los muy cuestionados gasoducto al sur y la petroquímica de Ilo. En todo caso estamos suponiendo que el TB requeriría de algún tipo de apoyo público. Aunque una fuente cercana al mismo nos manifestó que el TB sería una iniciativa privada que no requeriría fondos del estado. Y que el costo ambiental sería moderado, porque el TB seguiría el trazo de la IOS. Cumplimos con presentar un punto de vista diferente , pero no creemos que el TB termine siendo un proyecto 100% privado. La razón es muy simple: son poquísimos los ferrocarriles que resultan rentables sin requerir significativos subsidios del Estado; como lo evidencian las líneas del Metro de Lima. Además la inversión del TB sería altísima (extraoficialmente más de $ 25,000 millones) a lo que habría que agregarle las famosas adendas. Todo lo anterior terminará afectando la viabilidad económica del TB. Por lo que aquellos países interesados en el proyecto, deberían aportar el capital necesario y financiar el mismo. Ya que considerando los escasos recursos ; las crecientes demandas y la pesada carga heredada , el Perú no debería de aportar ningún fondo público al TB. Ya hemos agotado largamente nuestra cuota de elefantes blancos. Estaremos atentos al desarrollo de este proyecto.

 

 

Leer comentarios ( )