La posibilidad de emplear el 25% de los fondos de las como garantía de la cuota inicial de una hipoteca, contenida en la ley que libera los fondos a los jubilados, ha acarreado una serie de interrogantes como determinar el segmento que realmente podría sacar provecho a este nuevo mecanismo.

El ministro de Vivienda, Construcción y Saneamiento, , dijo a Gestión que el potencial beneficiario de este mecanismo se encuentra en el segmento A/B, que posee un flujo de ingresos constante y elevado para poder cubrir la cuota inicial sin afectar su fondo previsional.

A nivel de grupos de edad, Dumler, mencionó que este mecanismo sería más útil para los afiliados al sistema que se encuentren entre los 25 y 45 años de edad, en la medida que los segmentos más jóvenes difícilmente tendrán un fondo importante y los mayores a ese rango tienen más limitaciones para acceder a un .

En tanto que por ubicación, el ministro sostuvo que el bloque con mayor capacidad para emplear la cuarta parte de sus fondos se encuentra en la capital y en menor medida en la costa, debido a que son los bolsones donde se encuentra el trabajo formal.

Monto de la viviendaLas viviendas dirigidas al perfil de este cliente normalmente oscilan entre los US$ 70,000 y los US$200,000, por lo que no cuentan con los beneficios que otorga el , como el Bono del Buen Pagador.

"Ese universo que cotiza en una AFP y que está en el rango de 25 a 45 años llega a 238 mil personas, lo que falta hacer es filtrar ese número y determinar ¿cuántos quieren adquirir vivienda y cuántos tiene un fondo grande para que el monto alcance?", añadió.

El tema es que el mecanismo solo es útil para la adquisición de la primera vivienda y de los 4 millones de afiliados al sistema privado de pensiones, el 90% ya tiene un inmueble, entonces el universo de potenciales beneficiados se reduce a ese 10%.

Dinamizará el sectorSin embargo, el ministro considera que la medida sí puede ayudar a dinamizar el sector inmobiliario y contribuir a cerrar la brecha de déficit de vivienda dura que alcanza a unas 550,000 familias, pero todavía hay varios puntos que deben ser aclarados por la entidad reguladora.

La ley permite que el 25% de los fondos de las AFP se usen como garantía de la cuota inicial de una hipoteca, pero el ministro sostiene que al ser intangibles los fondos, la entidad financiera no tendrá la posibilidad de ejecutar este monto si el cliente no paga la hipoteca.

"Una AFP me da rentabilidad al 6% y si saco un crédito hipotecario debo pagar una tasa de entre 10% a 12%, si solo sirve de garantía como que no es muy útil porque es como que tuvieras un ahorro que rinde menos que los intereses que tiene que pagar por un prestamos", comentó.

En el manual de procedimientos operativos que publicará la (SBS) en la quincena de mayo sobre este mecanismo, según el ministro, se debe aclarar que este monto sirva para ayudar a pagar la cuota inicia de la vivienda.