El 7 a 1 del encuentro entre Alemania y Brasil dejó ganancias a osados apostadores. Pese a fueron varios los que se acercaron al resultado final, solo unos pocos acertaron con total exactitud el marcador. El holandés Reggie Kray apostó US$ 6 a que la escuadra germana anotaría siete tantos mientras que el anfitrión solo marcaría un gol.

La casa de apuestas Paddy Power, que ofreció pagar más de US$ 850 por cada dólar apostado a la persona que acertara el resultado del primer encuentro de la semifinal, nunca imagino que Alemania lograría derrotar a Brasil por 7 a 1 y menos que alguien acertaría.

Al término de la jornada, Reggie Kray logró llevarse, contra todo pronóstico, alrededor de US$ 5,843, de acuerdo a información recogida por el portal ABC Deportes.

"Hubo alguno apostadores que parecían tontos y que ahora parecen genios. Si alguien te hubiera dicho que apostaba por una de esas cosas antes de empezar el partido, hubieras pensado que la cerveza se le había subido a la cabeza y que estaba realmente loco", dijo Josh Powel, portavoz de Paddy Power.

Según la casa de apuestas, solo una persona acertó en que Alemania ganaría por cinco goles a cero los primeros 45 minutos del partido, en tanto, fueron siete los apostadores que predijeron efectivamente que Brasil solo marcaría un gol. Unas 82 personas coincidieron que el alemán Toni Kroos haría dos tantos.