La marca automovolística norteamericana Tesla estaría ultimando el lanzamiento de su nuevo Model X, el auto eléctrico que ha generado mucha expectativa entre los compradores, quienes tendrá que desembolsar US$ 132,000 o 120,000 euros para poder adquirir uno.

Este vehículo posee un modelo de gran tamaño con puertas tipo 'ala de gaviota' cuyas primeras entregas a clientes de su país de origen podrían comenzar en pocas semanas y se especula que sea fines de setiembre.

El nuevo modelo de Tesla costará aproximadamente un 80% más que la versión del Model S más asequible.

El desarrollo del coche se ha mantenido con un mutismo absoluto, aunque el constructor ha comenzado a enviar detalles preliminares a los clientes que, interesados en él, depositaron hace algún tiempo un depósito de US$ 5,000.

Al parecer, el Model X contará con un segundo propulsor eléctrico en el eje trasero, de modo que trabajando en conjunto con el delantero hará de él una tracción total. Es uno de los motivos por los que su precio final se disparará.

Dentro de sus principales características e innovaciones se encuentra la capacidad de su batería de 90 kWh con doble motor. Esta potencia posicionaría al nuevo modelo de Tesla como el más rápido en aceleración del mercado.