El procurador anticorrupción del Santa, Richard Asmat, habría sido elegido para ser el nuevo procurador adjunto del caso Áncash, según Yenni Vilcatoma.

"En forma insistente se le está pidiendo que participe o asuma esta investigación. Sin embargo el doctor Asmat le ha sabido manifestar al procurador anticorrupción Joel Segura que él comparte el criterio del doctor Christian Salas", declaró Vilcatoma para Ideele Radio.

Además indicó que el procurador Asmat renunciaría a su actual cargo si es que Segura o cualquier trabajador del Gobierno lo siguen presionando para que acepte asumir la procuraduría adjunta.

"La corrupción está de fiesta", dijo la ex funcionaria pública, quien recordó las palabras de Ezequiel Nolasco, asesinado a principios de año presuntamente por orden del ex presidente regional de Áncash, César Álvarez.