Tras las críticas que ha suscitado el sorpresivo aumento de sueldos de ministros y altos funcionarios que dispuso el Ejecutivo vía decreto supremo (publicado el último sábado, ver tabla), fuentes del Ejecutivo señalaron que la medida es parte de la reforma de las remuneraciones en el marco de la nueva Ley del Servicio Civil () aprobada en junio del 2013 y que está en proceso de reglamentación (ver recuadro). Es probable que la próxima semana se tengan nuevas normas al respecto.

La apuesta principal de la reforma del servicio civil es mejorar la gerencia del sector público, afirman en el Gobierno, y, en lo que se refiere al aumento mismo, involucra un "sinceramiento" de las remuneraciones. Es decir, se destierran conceptos remunerativos 'complementarios' que se solían hacer en la .

Además, la compensación económica (remuneración) del servidor público, los aguinaldos, así como la entrega económica por otros conceptos estarán sujetos a los descuentos de ley (cargas sociales, pensiones e Impuesto a la Renta).

Así, si bien con el aumento decretado el sábado pasado, un ministro percibirá S/. 30,000, con esos descuentos de ley recibirá en neto unos S/. 18,000. Además, los ministros y los funcionarios públicos de confianza no pueden percibir otra remuneración, excepto por docencia, y solo una dieta si ocupan cargo en directorio.

El costo anual del aumento es de S/. 9 millones para unos 150 altos funcionarios del gobierno central (19 ministros, 38 viceministros, unos 60 jefes de organismos públicos descentralizados, entre otros). La Ley Servir ha establecido un costo anual de S/. 500 millones para los 600 mil servidores públicos que entrarán en la reforma.

Presidente y contralor Con el decreto supremo del sábado, el sueldo del no ha sido modificado (queda en S/. 15,600) y es poco probable que se modifique en el corto plazo, señalan en el Ejecutivo.

El sueldo del contralor, y en general de todos aquellos funcionarios que estén encima de S/. 30,000, no sufrirán modificación por ahora, pero el nuevo contralor estará sujeto a la reglamentación que se haga de la nueva escala que le corresponda.

LegalidadEl Gobierno también enfatiza que el aumento decretado no viola la Constitución ni las normas vigentes, y se justifica desde el aspecto estrictamente técnico, ya que crea un rango de remuneraciones para cada escala que permitirá introducir tecnocracia y, además, permitirá cerrar las brechas que existen entre el mercado laboral y el sector público.

Asimismo, destaca que este aumento de sueldos es una corrección de la norma que en junio del 2006 rebajó los sueldos de los altos funcionarios de S/. 33,500 a S/. 15,600, congelándolos por ocho años, lo cual ha hecho poco atractivo el servicio público para técnicos altamente calificados que necesita el Estado (en todos sus niveles) para mejorar la gestión pública.