El Gobierno aceptó la renuncia del vicealmirante (en retiro) al cargo de presidente del Directorio de la Autoridad Portuaria Nacional ().

En su reemplazo, designó a Ricardo Schwartzmann Larco como nuevo titular de la APN.

La renuncia de Boyle ocurre luego de que un proyecto del Ejecutivo buscaría quitarle algunas funciones a la APN, como el cobro de la tasa por "recepción y despacho de naves", lo que generó discrepancias.

Y es que dicho cobro sería restituído a la Marina de Guerra, vía la Dirección Capitanía de Puertos ().

La salida de Boyle y el anuncio de su reemplazo quedó oficializado en una resolución suprema del Ministerio de Transportes y Comunicaciones () publicada en el diario oficial El Peruano.