El canciller de Bolivia, David Choquehuanca, informó que la entrega de será coordinada entre autoridades de Bolivia y Perú.

El ministro evitó mencionar más detalles argumentando que su cartera no es directa responsable en este asunto.

La detención domiciliaria del empresario con fines de culmina mañana.

"Ambos países tienen que reunirse, los ministros de gobierno tienen que coordinar el lugar y la fecha de entrega", dijo Choquehuanca, informó el Diario La Razón de .

El 11 de mayo, el Tribunal Supremo de Justicia autorizó la extradición del empresario acusado por delitos contra la administración pública, peculado (malversación de fondos públicos) y asociación ilícita para delinquir, quien pidió asilo político en Bolivia en diciembre del año pasado.