Bruselas (Reuters).- La confianza del consumidor en la alcanzó en julio su mayor nivel en casi dos años y, aunque sigue bajo un promedio de largo plazo, está acorde con las expectativas que apuntan a una recuperación en el segundo semestre de 2013.

La en los 17 países que usan el euro subió a -17.4 puntos en julio desde -18.8 puntos de junio, superando las expectativas del mercado de un alza a -18.30 puntos, dijo la Comisión Europea.

La lectura fue la mejor desde agosto de 2011, cuando se situó en -16.8 puntos.

En el conjunto de la Unión Europea, la confianza del consumidor se recuperó aún más rápido a -14.8 desde -17.5 en junio.

La mejoría en la confianza del consumidor, que se produce por mejores divulgados esta semana, apunta a lograr una recuperación en el segundo semestre de este año para sacar a la zona euro de su más larga recesión desde la creación del bloque monetario en 1999.

"Los consumidores de la zona euro siguen enfrentando un elevado y creciente desempleo, generalmente silenciado por un alza de los salarios y por las restrictivas políticas fiscales", dijo Howard Archer, economista de IHS Global Insight.

La confianza del consumidor subió en todo el mundo en el segundo trimestre por un mayor optimismo en materia de empleos, finanzas personales e intención de gasto en Estados Unidos, China y Japón. Sin embargo, la confianza de los consumidores en Portugal sigue siendo baja.

"La mejor noticia para los consumidores de la zona euro es que la presión sobre su poder adquisitivo está siendo limitada por una inflación en general moderada de los precios al consumo", agregó Archer.

La fue del 1.6% en junio, por debajo de la meta del Banco Central Europeo (BCE) de poco menos del 2%. Los economistas esperan que la inflación se mantenga por bajo del objetivo durante el resto de este año.