El director ejecutivo del Instituto Peruano de Espárragos y Hortalizas (IPEH), Carlos Zamorano, informó que un estudio reciente del (Minagri) confirmó que las grandes importadoras de agroquímicos han formado un oligopolio que está colocando esos productos entre tres y cinco veces más su precio de mercado.

"Un grupo de empresas importadoras han formado un oligopolio alrededor de una antigua norma (Decisión N° 436) de la Comunidad Andina (CAN) y pretenden que se aplique a rajatabla, de forma tal que sea imposible en el Perú importar plaguicidas de uso agrario que no sean los que estas empresas traen", declaró a Gestion.pe.

Explicó que un grupo de productores peruanos, al amparo de la legislación nacional, han importado los mismos plaguicidas genéricos que ofrecen las grandes importadoras pero a precios de mercado internacional, lo cual ha favorecido la producción, inocuidad y calidad de las agroexportaciones pero que ahora buscan ser bloqueados por los importadores.

"Este oligopolio, que está conformado sorprendentemente por empresas como , Basf, Dow Chemical, Syngenta, que son empresas multinacionales, ha llegado al extremo de denunciar a la república del Perú en el Tribunal de Justicia de la CAN para que se le apliquen sanciones con el objetivo de que se ejecute esta Decisión (N° 436)", refirió.

Inclusive los importadores han presentado una acción de amparo, que ya fue aceptada el año pasado por la Sétima Sala de la Corte Superior de Lima, para que los agricultores peruanos ya no importen directamente plaguicidas del exterior y a precios más bajos de los que ofrecen los importadores.

"La idea de ellos (los importadores) es que solo se les pueda comprar a ellos estos productos, que son los mismos productos que nosotros importamos, con la particularidad de que los precios que ellos tienen, y eso lo ha demostrado el estudio del Minagri, son tres a cinco veces más que los precios de mercado", subrayó.

Indicó que este oligopolio le quita competitividad a la producción peruana, ya que luego de los costos laborales, el rubro de plaguicidas tiene más peso dentro del total y dependiendo del producto puede representar hasta el 23%.

"Eso es afectar directamente a los precios y nos convierte en muchísimo menos competitivos, lo que haría que se nos cierre muchos mercados, que se pierdan inversiones, que se pierda empleo y que el Perú deje de avanzar en este proceso tan importante de consolidarse como un proveedor mundial de alimentos", enfatizó.

Zamorano indicó que la agroindustria en el Perú está aumentando y la canasta de productos viene creciendo con nuevos ingresos como la granada, los arándanos y la , que se suman a la mayor producción de cítricos, paltas, uvas, espárragos, mangos, entre otros, lo que aumenta la demanda de plaguicidas.

"El mercado de plaguicidas en el Perú mueve alrededor de US$ 120 millones a US$ 130 millones, esto ha ido creciendo al ritmo que ha crecido la producción pero hay un grupo de empresas que podemos importar a precios de mercado y movemos unos US$ 10 millones pero si esto lo compráramos al precio de las empresas oligopólicas entones serían US$ 40 millones", anotó.

Acciones a tomarPor su parte, el gerente general de la (Procitrus), Sergio Del Castillo, indicó que ante esta situación un grupo de 14 gremios agrarios se han unido para pedir se concrete la suspensión de la Decisión N° 436 de la CAN, ya que colisiona con la normatividad peruana y eso genera el problema en los precios de los agroquímicos.

"Lo que estamos solicitándole al Gobierno es que tomen las medidas necesarias para poder continuar con la importación de agroquímicos por parte de los agricultores, somos conscientes de que hay una medida cautelar conseguida por estas grandes empresas en el Poder Judicial, sin embargo sabemos que el gobierno tiene la posibilidad de generar legislación que pueda proteger a la industria agrícola", añadió.

Manifestó que los gremios agrarios han presentado un recurso de apelación a la Corte Suprema contra la acción de amparo de los importadores y esperan obtener un fallo favorable, además piden su incorporación en el proceso judicial como terceros afectados.

Agregó que una manera de poner fin es que el representante plenipotenciario del Perú ante la CAN, que es el Ministerio de Comercio Exterior y Turismo (Mincetur), ponga en agenda la suspensión de la Decisión N° 436 de una manera enérgica y decidida.

"Estamos seguros que en los otros países de la CAN están pasando estos problemas de precios, nosotros hemos viajado y nos hemos entrevistado con los gremios de otros países y nos dicen que efectivamente ellos tienen los mismos problemas", refirió.

Del Castillo indicó que el Perú ya ha buscado convocar a los países de la CAN para tocar este tema sin embargo, por la presión y lobby ejercidos por los grandes laboratorios no se ha podido concretar dichas reuniones, pero los gremios insistirán para que esto se lleve a cabo.