El precio del cayó levemente al cierre de la semana en línea con sus pares de la región, luego de que un reporte de menor a lo esperado redujo las expectativas de que la Reserva Federal considere elevar las tasas de interés antes de lo previsto.

El sol ganó un 0.11% por ciento, a 2.799 unidades por dólar frente a los 2.802 unidades por dólar del jueves, con negocios por US$ 431 millones.

Durante el 2014, la moneda local acumula un avance marginal de 0.04%.

El crecimiento del empleo en Estados Unidos se desaceleró más que lo esperado en julio y un alza de la tasa de desempleo apuntó a cierta debilidad en el mercado laboral que podría dar espacio a la Reserva Federal para mantener las tasas de interés bajas por algún tiempo.

En ese contexto, algunas empresas en Perú vendieron el billete verde porque necesitan soles para el pago de sus obligaciones. Ello, impulsó a los bancos a recortar sus posiciones en dólares.

En menor medida, otros clientes corporativos aprovecharon la caída del tipo de cambio hasta las 2.795 unidades por dólar para demandar divisas.

A nivel global, el índice dólar caía un 0.20% frente a una cesta de monedas.

En Lima, el tipo de cambio paralelo operaba en las 2.794 unidades por dólar.

La liquidez del sistema financiero inició la jornada en S/. 5,700 millones.

Para inyectar liquidez en moneda local al mercado, el Banco Central subastaba papeles repo por S/. 2,200 millones, a un plazo de tres meses. Además papeles swap por S/. 100 millones, un plazo de tres meses.