La mesa redonda organizada por Gestión, y el Instituto del Perú de la USMP reunió a funcionarios públicos, empresarios y expertos para analizar el Plan Nacional de Diversificación Productiva. Hubo consensos y críticas que servirán para consolidar el documento final.

Por Luis Salazar, presidente de la SNI

El diagnóstico del (PNDP) para el sector industrial es bastante correcto y está en línea de lo que necesita el país. El 76% de las exportaciones son tradicionales y el 24% no tradicionales. En este último grupo están las manufacturadas que representan el 15% de los envíos totales del país. Es una estructura débil de cara a lo que pueda pasar en el mercado mundial. Y hay mucho potencial por explotar con los acuerdos comerciales.

Se necesita diversificar para aprovechar ese potencial, no solo por el mercado externo, porque a medida que crece el país se va generando más mercado interno. Creemos que el PNDP es un buen primer paso. Ahora viene el trabajo en serio, que es aterrizar las ideas.

Exige mayor énfasisHay temas que para nosotros sería necesario incluir con mayor fuerza, como los de infraestructura y energía, que son condicionantes para lograr la diversificación productiva. Y también todo el tema del comercio ilícito, sea contrabando, subvaluación u otros. Estos elementos están muy fuertes en el país y si no se atacan será muy difícil cumplir con el PNDP.

En el tema regulatorio estamos totalmente de acuerdo y se debe de atacar rápido. Si no se trabaja primero en esto que nosotros llamamos 'los plomos' impuestos al sector privado será muy complicado que los otros dos ejes del plan (diversificación y productividad) tengan efecto.

Es importante que el Estado y el sector privado trabajen conjuntamente: es la única forma de crear algo sólido y que . Consideramos que la creación del Consejo Nacional de Diversificación Productiva es esencial para poder tener éxito. México es un buen ejemplo de trabajo conjunto. Hace cuarenta años exportaba solo petróleo y hoy el 84% es manufactura, enfocándose en metalmecánica. Y esto salió de una política estatal.

Temas en esperaPero hay una realidad que se tiene que afrontar en algún momento: el Perú tributariamente es caro. Tienes 30% de renta, más 10% de distribución de utilidades a trabajadores , que es mandatorio. En suma, estamos hablando de 37%. Y si contamos las percepciones y detracciones, donde las empresas están haciendo un trabajo por cuenta del Estado, la carga es mayor.

Pero entendemos que hay que trabajar etapa por etapa y hoy en día es mucho más crítico el tema de regulación social, como la ambiental y laboral. Todavía hay espacio para ver estas trabas antes de discutir el tema tributario.

"No es el momento para reducir impuestos a industria"El ministro Piero Ghezzi respondió a Luis Salazar sobre el tema tributario: "Como hay fallas en varias dimensiones, la provisión de infraestructura y la reducción de la regulación inadecuada tienen tanto efecto positivo que no es el momento de hablar de otro tipo de incentivos. Enfocarnos en reducciones de impuestos a sectores específicos abrirá otros frentes en un país que aún es institucionalmente débil".