viene implementando en el Aeropuerto Internacional Jorge Chávez un proyecto de remodelación, con el fin de mejorar la capacidad en infraestructura, que involucra tres de las primeras zonas de contacto con el pasajero: verificación del pago de la Tarifa Unificada de Uso de Aeropuerto (TUUA), Control de Seguridad-Salidas y módulos de Migraciones.

Según la empresa concesionaria, este proyecto busca ofrecer a los pasajeros mejoras que logren optimizar su experiencia, en especial en estas zonas. Esta iniciativa de LAP cuenta con la aprobación del regulador .

"Estas mejoras tienen por objetivo brindar una mejor infraestructura en capacidad para agilizar el tránsito de los pasajeros en estos procesos y reducir el tiempo de espera, especialmente en horas de alto tráfico en el Aeropuerto", declaró el gerente general de Lima Airport Partners, Juan José Salmón.

El proyecto comprende la instalación de dos equipos adicionales para la verificación del pago de la TUUA (molinetes y lectoras); 4 máquinas de Rayos X y dos arcos más para el Control de Seguridad-Salidas; y la incorporación de nuevos módulos en el área de Migraciones, lo que permitirá pasar de tener 16 a 24 mostradores de atención para los pasajeros.

Se estima que el proyecto, iniciado el día de hoy y ejecutado en fases para minimizar el impacto en las operaciones, culminará en julio 2014 aproximadamente. Con la capacidad potenciada por estas obras resaltó LAP, el "Jorge Chávez" podrá continuar respondiendo efectivamente a la creciente demanda de pasajeros.