V. Takeshi Chacón Pichónvchacon@diariogestion.com.pe

Por más de una década A. W. Faber-Castell Peruana compartió sus actividades comerciales entre la fabricación de útiles escolares y el .Ahora como el objetivo empresarial está más orientado a su core business, la firma de capitales alemanes evalúa desprenderse de la Galería Comercial Barrio Chino sección Ucayali, situada en el Cercado de Lima.

Su asesor legal, Enrique Pardo-Figueroa Chávez, prefirió mantener en reserva el número de ofertas de compra, pero indicó que el plan sería retirarse en el 2013. "No nos retiramos porque el sea mala inversión; por el contrario, está muy bien. Lo hacemos porque el mercado (de útiles escolares) está más competitivo y Faber Castell quiere orientarse a su negocio básico", explicó.

HistoriaA. W. Faber-Castell Peruana incursionó en el debido a un acuerdo con la distribuidora de productos escolares Lau Chun, la cual mantenía una deuda con la firma alemana. La galería fue proyeto de Lau Chun que no se ejecutó por falta de dinero. Así le propone a Faber-Castell construir la galería a manera de pago.

Entre 1999 y 2000 la asociación entre las empresas finaliza y es ahí cuando la compañía germana se hace cargo totalmente del centro comercial, que comprendía el lado de Ucayali y Paruro. Esta última sección luego pasaría a manos de Visioncorp.