La participación del Perú en el nuevo suministro de a nivel mundial para el 2020 podría verse afectada por conflictos relacionados a temas sociales y al medio ambiente, según un par de analistas consultados por Bloomberg Industries.

Alrededor del 52% del nuevo suministro mundial hasta el 2020 vendrá de nuevos y no de las ampliaciones de las minas existentes, señalan los analistas Oliver Nugent y Kenneth Hoffman.

Se prevé que el Perú producirá el 27% de este suministro, del cual un 73% serán proyectos totalmente nuevos que "corren mayor riesgo de retraso o cancelación, dadas las objeciones ambientales y sociales que a menudo se asocian con la apertura de nuevas minas".

De acuerdo a Bloomberg Industries, de los doce proyectos dejados de lado en el 2013, diez eran proyectos totalmente nuevos y cada uno representaba más de 30,000 toneladas de producción anual de cobre.

A pesar de estos riesgos, los analistas concuerdan en que Perú, junto con Chile, liderará el nuevo suministro cuprífero a nivel mundial, por encima de países del África y Asia.

En el 2020, se estima que Perú y Chile producirán cerca del 60% del nuevo suministro mundial: Perú contribuirá con el 27% o 1.8 millones de toneladas para ese entonces, mientras que Chile sumará 2 millones de toneladas, lo que equivale al 30% de nueva capacidad.

Otros 18 proyectos confirmados en el continente americano contribuirán con un 21% adicional. África contribuirá con 1.1 millones de toneladas, aunque su producción podría verse afectada por la escasez de electricidad, particularmente en el Congo.