Módulos Temas Día

¿Por qué aún no va más veloz? Se cae la audiencia de la Fórmula 1

La nueva franquicia de la competencia no se acerca aún a los 400 millones de televidentes. Desde que se hizo cargo, no ha sumado a ningún nuevo patrocinador.

autos

autos

RIPE
Red Iberoamericana de Prensa Económica
Expansión - España

La Fórmula 1 ha experimentado cambios mes a mes desde que Liberty Media se hizo con sus derechos en setiembre del 2016, pero quizás el último de todos haya sido el más extraño. Hace unos días, la categoría reina del automovilismo informó de que en la pasada temporada su audiencia alcanzó los 352.3 millones de personas. Esto puede sonar normal, pero cuando se observa que en el 2016 dicho dato fue de 390 millones la cosa cambia.

Preguntas y respuestas
¿Significa esto que el interés por este certamen ha caído hasta el punto que 40 millones de personas han dejado de ver las carreras? ¿Es este el resultado de un coctel explosivo que tiene como ingredientes el dominio del equipo Mercedes y el cambio a un modelo de pago por visión? No, las razones de este repentino desplome han sido otras.
De hecho, la realidad es que el número de personas que siguen esta competición sigue siendo más o menos el mismo.

Lo que ocurre es que ha cambiado el método en que se contabilizan estas. Hasta el 2016 se utilizaban datos de solo los 10 principales mercados de la F1, los cuales luego se extrapolaban para conocer la audiencia de los 200 países donde llega el mundial. Por el contrario, en esta ocasión, se ha acudido a los datos de los 63 mayores mercados para deducir que la cifra de personas que ve el mundial a través de una pantalla es de 352.3 millones, informa Forbes.

Razones peligrosas
¿Qué consecuencias puede tener este cambio? A la hora de negociar con potenciales patrocinadores es cierto que campeonato y equipos estarán vendiendo un espacio a estos que, aunque a efectos prácticos sigue siendo igual de popular, no está cerca de ser visto por esa cifra mágica de 400 millones de personas.

Habrá que ver la repercusión que tiene, pero lo cierto es que la pérdida de espectadores real comenzó a darse hace algo más de un lustro, cuando las carreras se dejaron de dar en abierto en los principales mercados del campeonato. Con el antiguo sistema de medición, las audiencias bajaron de los 500 millones del 2012 a los 390 del año pasado.

Arranca la remontada
A Bernie Ecclestone nunca le gustaron las redes sociales, no les veía encaje en su modelo de negocio, pero desde que Liberty, su compañía, desembarcó en la F1, la apuesta por estas ha sido clara y, a juzgar por los resultados del 2017, efectiva.

La pasada temporada los seguidores del campeonato en las redes sociales se dispararon un 54.9%, hasta los 11.9 millones de usuarios.

Entre los registros en los que más ha conseguido crecer la F1 está el incremento de minutos de video vistos, que aumentaron un 1,600% en Facebook gracias, principalmente, a los resúmenes de la clasificación y la carrera que se suben pocas horas después de su disputa. Por su parte, los seguidores en Instagram se incrementaron un 93%, hasta los 3.8 millones.

¿Servirán estos datos para atraer nuevos sponsors? El tiempo lo dirá. Desde la llegada de Liberty el campeonato no ha sumado a ningún patrocinador. El último fichaje en este sentido fue el de Heineken a mediados del 2016, cuando CVC todavía era el principal accionista de la categoría.

Merchandising
Donde sí ha habido un acuerdo en los últimos días ha sido en materia de merchandising. Liberty considera que esta es un área de donde se pueden conseguir muchos más ingresos, y para ello ha cerrado una alianza con Fanatics, firma que ya trabajó con la Nascar en el 2015.

La idea es montar una megatienda en cada gran premio para que los aficionados tengan todos los productos relacionados con el campeonato en un solo punto. Este experimento no funcionó en Estados Unidos, pero Sean Bratches, el director comercial del certamen, cree que el resultado será diferente en esta ocasión. “Hemos investigado mucho en los grandes premios que apoyan esta idea”, ha asegurado.

“Podrás coger objetos de un estante y probarlos, luego ir a una cola con 15 o 20 cajas registradoras, y si quieres mandarlo a casa, entonces nuestro socio DHL estará ahí para ocuparse de él por ti. Pensamos que es una experiencia en la que los aficionados creen y que están buscando”, ha defendido.

Leer comentarios ( )