Londres (AP).— La está buscando a un estudiante de doctorado que busque lo que suena como el empleo más dulce del mundo: estudiar los fundamentos del chocolate.

La búsqueda global, de acuerdo con la descripción del trabajo, es identificar formas de evitar que los alimentos elaborados se deshagan en los climas cálidos.

Ese es un desafío, dado que incluso el chocolate de mejor calidad comienza a derretirse alrededor de los 34 grados Celsius (93 Fahrenheit), poco menos que la temperatura humana.

Una solución podría engordar las ganancias de las 10 empresas chocolateras más grandes del mundo, que el año pasado tuvieron ventas superiores a los US$ 85,000 millones.

Sólo los ciudadanos europeos pueden solicitar el puesto que estará bajo la dirección de expertos en ingeniería química, geotérmica y física de la materia condensada.