Solo en abril 15 artistas extranjeros tocarán en Lima. Y entre el miércoles y el viernes de la semana pasada cuatro de ellos ya ofrecieron recitales en la capital. La atomización musical y la sobreoferta, provocó que el mismo viernes se presentaran New Order y Keane, en el Estadio Monumental y en el Parque de la Exposición, respectivamente.

Jorge Fernández, de Sinergia Creativa, y presidente de las productoras a cargo de los conciertos, considera que "los empresarios creen cada uno tener la verdad sobre lo que le gusta a los peruanos". "Me cuesta trabajo hacerlos coordinar", señala.

La situación no parece cambiar mucho para mayo, pues el próximo mes alistan su llegada 10 artistas extranjeros.

Y a toda esta ola, hay que sumar el hecho de que los artistas peruanos también siguen tocando.

En tamaño La plaza de Lima es más pequeña que las de Santiago, Buenos Aires, o las ciudades de Brasil (Gestión 19.10.2013). Por ello, es más complicado tener un público para cada uno de los conciertos que se están haciendo en la capital, reflexiona Fernández.

The Killers ya tocó en Lima en noviembre del 2009, y llevó cerca de 30 mil personas. Fernández calcula que en su presentación del jueves solo llegaron a 10 mil personas. "Es un retroceso", califica. Insiste que el mercado peruano solo es capaz de recibir a un 'megaartista' por mes. En Argentina o Brasil se pueden hacer de dos a tres grandes conciertos por mes", añade.

La Sunat, que tras el mar del concierto reveló que hizo acciones de fiscalización en todos los shows, precisó que en la presentación "The Killers" se determinó una asistencia de 11,358 personas, lo que representó una taquilla total de más de un millón 908 mil soles.

Estamos perdiendoLa situación se vuelve compleja, pues el empresario que el año pasado trajo a Sabina y Serrat, indica que se pueden traer más de una vez a un artista latino, pero ese no es el caso de los anglosajones. "Los empresarios no saben qué está pidiendo el mercado antes de traer un artista a Lima", añade.Mucho más claro, añade que "de cada 10 conciertos solo cuatro funcionan", el resto de los empresarios pierden dinero.

No solo es un problema de coordinación de las productoras que llenan las fechas de conciertos con músicos de un perfil similar, sino de costos. Un artista de costo medio puede cobrar entre US$ 700 mil y US$ 800 mil, por presentación -detalla Fernández– pero el costo logístico pasa la barrera del millón de dólares.

No hay locales, prosigue el empresario. Cuando se hace un show, se debe montar escenarios, con juego de luces y sonido, hacer ingresos y salidas, baños, seguridad. "Eso encarece el negocio", remata Fernández.

Sin mentirasEl viernes se anunció que el concierto de la banda británica Keane logró vender la totalidad de entradas para su show en el Parque de la Exposición. Fernández considera que el reducido aforo del espacio permitió la venta de los tickets, pero eso no provoca que el grueso de conciertos de este mes, hayan arrojado pérdidas. La confianza está puesta en lo que vaya a suceder el 17 de abril con el recital de The Cure. "Hasta la semana pasada ya había vendido 25 mil entradas, pienso que va a sobrepasar los 30 mil boletos".

EN CORTOMúsicos y bandas en carteraLo que se viene. Sinergia Creativa está a punto de cerrar la negociación con Black Sabbath. Jorge Fernández cree que el grueso de artistas que estará en setiembre en el festival Rock in Rio será ofrecido a las productoras locales. En la lista de posibles llegadas figura The Offspring, Alicia Keys, Justin Timberlake, Metallica, Alice in chains, Bruce Springsteen, Iron Maiden, entre otros.