Módulos Temas Día

Karl Lagerfeld, el diseñador de modas que reinventó Chanel

Ingresó a la casa de modas en 1983 y se ha desempeñado como su director creativo hasta hoy. A sus 85 años, hace ganar a la firma US$ 10 mil millones al año. Cuando colabora con otras marcas, sus colecciones se agotan en dos días.

Karl Lagerfeld

Figura. En la década del 2000 pierde 90 kilos de peso y escribe el libro “The Karl Lagerfeld Diet”.

Figura. En la década del 2000 pierde 90 kilos de peso y escribe el libro “The Karl Lagerfeld Diet”.

(Foto: Getty Image)

Tomó las riendas de Chanel en 1983, 11 años después de que su fundadora, Coco Chanel, había muerto. En ese entonces, Karl Lagerfeld tenía 49 años y era uno de los diseñadores más prometedores de París, pero la firma vivía de la gloria pasada y nada parecía capaz de devolverle sus brillos. Sus amigos le recomendaron que rechazara la oferta, pero decidió no escucharlos.

Lagerfeld, que cumplió 85 años el pasado 10 de setiembre, se hizo director creativo de la compañía a la que con su talento ha convertido en una de las marcas de lujo más rentables del mundo. En el 2017, Chanel registró ingresos (y los hizo públicos por primera vez en 108 años desde su fundación) por US$ 10,000 millones al año, según The New York Times.

París era una pasarela

Lagerfeld nació en Hamburgo, el año 1933. Sin embargo, luego de la posguerra, su ciudad no tenía mucho que ofrecerle. Así que en 1952 se traslada a París. Transcurridos dos años, es uno de los ganadores del premio International Wool Secretariat, uno de los más prestigiosos concursos. Compartió el podio con quien se convertiría en su rival en el mundo de la moda, otro joven diseñador argelino llamado Yves Mathieu-Saint-Laurent.

Gracias al premio, Lagerfeld entró a trabajar como asistente en la firma Pierre Balmain. Sin embargo, a los tres años renunció diciendo: “No nací para ser asistente”.

Desde entonces, “El Káiser”, como popularmente se le conoce, ha sido conocido además por no tener filtros a la hora de hablar. Llamó “gorda” a la cantante Adele y hace poco cargó contra el movimiento MeToo, diciendo que ya estaba harto. “¡Si no quieres que te bajen los pantalones, no seas modelo!”, disparó.

Después de Balmain, Lagerfeld diseñó para las casas de modas Chloé y Jean Patou. En 1965 empieza a colaborar con Fendi, marca de la que hasta ahora es su director creativo.

Talento inagotable

Además de diseñador, “El Káiser” es editorialista, ilustrador y fotógrafo. Su trabajo no solo aparece en los catálogos publicitarios y portadas que produce, sino que sus fotografías han sido expuestas en varios museos de Europa.

A sus 85 años, no se cuestiona sobre el momento de su retiro. “Yo soy inmortal. Esa pregunta es innecesaria”, expresa en una entrevista con la revista Paris-Match.

Chanel y la italiana Fendi, por su parte, han dicho que su contrato es vitalicio. “Nunca hablamos de eso. El único caso parecido al suyo es el del Papa”, bromea Bernard Arnault ,presidente del conglomerado del lujo.

Su vicio es la Coca-Cola Zero y el trabajo. Tiene 22 asistentes y realiza 12 colecciones al año para las firmas para las que trabaja, incluyendo la suya, que lleva su nombre. “No veo a nadie que pueda hacerlas en mi lugar, aunque haya muchos que sientan ganas”, agrega en esa misma entrevista.

Para las masas

El creativo también ha realizado colaboraciones con otras marcas. Una de ellas fue la cadena H&M, que en el 2004 lo contrató para diseñar una línea de prendas. La colección se agotó en dos días y su fama alcanzó niveles reservados solo para cantantes o estrellas de cine. “Ya no puedo caminar por la calle. Se terminó”, dijo en esa oportunidad. Esa vez también tuvo que cancelar un viaje a Brasil porque el Gobierno no podía financiar los gastos de su seguridad, según The New Yorker.

Lagerfeld también ha diseñado para la cadena Macy’s, para la marca de ropa deportiva Vans e incluso ha aparecido en un anuncio de
Volkswagen. En el 2005, vendió su propia compañía a Tommy Hilfiger.

Lo cierto es que en ningún momento deja de trabajar. “Hago mi trabajo como respiro. Entonces, si dejo de respirar, ¡estoy en problemas!”.

En corto

Vida felina . La mascota de Lagerfeld no podía estar ausente del mundo del lujo y de la moda. Se trata de una gata llamada Choupette ( 115,000 seguidores en Instagram) que tiene dos niñeras, ha publicado su propio libro, ha aparecido en portada de Vogue y cobra al año US$ 3.5 millones por aparecer en anuncios de marcas de moda.

Tags Relacionados:

Chanel

Karl Lagerfeld

Leer comentarios ( )