| No importa las veces que se advierta sobre lo inconveniente que resulta, o la demostración palpable de que los reclutadores cuentan con métodos, herramientas y filtros para combatirlo.

Mucha gente (cada vez más), trata de engañar a los empleadores en el currículo, falseando experiencia, habilidades, aptitudes y hasta la vida personal.

Muchas falsedades se refieren a ocultar experiencias negativas, periodos de inactividad o trabajos que han durado poco; a responsabilidades, adaptando éstas a lo que se cree que quiere el interlocutor; o a inflación de conocimientos.

El empecinamiento de muchos aspirantes es tal que incluso mienten en uno de los principales filtros para detectar las falsedades, como es la entrevista de trabajo: Ron Friedman, el psicólogo autor del bestseller The Best Place to Work, asegura que "el 81% de la gente miente durante una entrevista".

*Diario Expansión de EspañaRed Iberoamericana de Prensa Económica (RIPE)*