En un proceso de selección de personal, un profesional puede hacerse con el cargo, superando a sus compañeros con la misma formació y una experiencia laboral similar, gracias a sus caracterísiticas cualitativas, asegura Érika Céspedes, gerente de la consultora Mandomedio.

Para ella, estos son las cuatro cualidades comunes a todos los cargos medios, que constituyen el perfil ideal de un candidato a un puesto de trabajo.

1. Saber trabajar en equipoEl llamado 'don de gentes' es cada vez más valorado por las compañías. Pues, trabajar en equipo supone manejar una buena comunicación con diferentes personas de diversas áreas en la organización, tratando de alinear todos los objetivos, y buscar .

2. Manejar el estrésEstablecer prioridades es la clave para trabajar bajo presión, apunta Céspedes. Ya que, en algunos casos resulta inevitable dado el ritmo de trabajo. Por tanto, se buscan profesionales que puedan cumplir con los objetivos de la empresa en circunstancias "agobiantes".

3. Aferrarse al comportamiento éticoLas empresas no incluyen dentro de sus , la honestidad, la honradez u otros valores. No obstante, aunque no se diga explícitamente, la ética es un requisito básico que puede eliminar irrevocablemente a un candidato de un proceso de selección.

4. Mostrar energía y alegríaUna persona dinámica inspira confianza a los empresarios. "Alguien casi introvertido no se va a descartar de inmediato, pero en el camino de podría generar un bache, porque las empresas necesitan más energía, más viveza. Podría desmotivar al resto", comenta Céspedes.