Todos los díasPara Luis Ramírez, gerente general de Cruz del Sur, un San Valentín soñado se encuentra fuera de la oficina y con su esposa, disfrutando de un tiempo de paz y amor sereno. Es bueno celebrar el amor, dice. "Hoy tenemos días para conmemorar, desde el ceviche, hasta el pollo a la brasa; eso está bien. Pero el amor y la amistad deberíamos celebrarlo no solo comercialmente y en una fecha, sino siempre, porque es uno de los propósitos importantes en la vida".

"La sorpresa más importante y especial que di en un San Valentín fue una propuesta: ¿Quieres casarte conmigo?" (Foto: Manuel Melgar)

El amor puede celebrarse siempre. Ursula Vega, especialista en Relaciones Públicas para el segmento corporativo, nos recuerda que no hace falta un día en específico para celebrar el amor y la amistad. Dice que su jornada ideal consiste en estar con las personas que más quiere.Aunque reconoce que San Valentín tiene un aspecto comercial, sostiene que "sirve para recordarnos lo importante que es valorar y cuidar a las personas que tenemos cerca en la vida y en el día a día".

"Los que me conocen bien saben qué me gusta y qué me hace feliz, además el detalle es lo que más cuenta".

Sorprender el día menos esperado.El gerente general del Hilton Lima, Marco Tabet, confiesa que no acostumbra celebrar el 14 de febrero, pues durante varios años por trabajo no tuvo la oportunidad de celebrar dicha fecha junto a su esposa. "Lo más importante es que prefiero sorprenderla, ya sea con flores u otros regalos, cuando menos se lo espera y demostrarle a diario lo importante que es para mí", revela. Sin embargo, su San Valentín ideal sería viajar con su pareja a un destino de montaña.

"Con mi esposa, nuestro primer San Valentín de casados la pasamos en México, fuimos con un velero a una isla".

Cena.A Giuliana Robles, gerente de Marketing División Livianos Indumotora, le encantaría celebrar este San Valentín haciendo algo totalmente distinto a lo tradicional. Entre sus opciones se encuentran: "un viaje a un lugar por descubrir, sin ningún plan o ruta; simplemente haciendo el camino, disfrutando del paisaje y la naturaleza", confiesa. La celebración que más recuerda es aquella cuando disfrutó de una cena preparada por ella y su pareja acompañada de rosas, ostras y perlas de regalo.

"No solo celebramos el amor de pareja, sino el que tenemos hacia nuestros hermanos, hijos y amigos"

Entre amigos.Para Augusto Baertl, gerente general de Tragaluz, las muestras de cariño son el mejor obsequio que puede recibir en estas fiestas. Cree que el mejor San Valentín es aquel que se pasa entre amigos.

"En este día lo que más se puede rescatar es el amor entre los seres humanos".