A las 13.14 horas de este martes un sismo de 7,1 en la escala de Richter sacudió la zona central de México y causó en las primeras 24 horas 225 muertes, centenares de heridos y numerosos derrumbes y pérdidas materiales millonarias.

El martes, tras conocer los alcances y daños del sismo, la Liga MX y el Ascenso MX aplazaron los partidos de octavos de final de la Copa MX a lo que siguió la decisión de posponer los encuentros del fin de semana en el torneo de liga.

Televisa señaló que el estadio se convertiría en centro de acopio, como sucedió con el estadio Olímpico México 68, sede de los Pumas de la UNAM, que desde la primeras horas operó como lugar de reunión para formar brigadas de apoyo a la población afectada.

En la capital mexicana miles de personas se dieron a la misma tarea de formar centros de acopio en diferentes puntos de la ciudad.