Módulos Temas Día

Cinco argumentos que debe evitar al pedir un aumento

Olvídese del clásico “tengo muchos años en la empresa”, mejor haga énfasis en sus planes de crecer al interior de la organización.

Para evitar dar una mala impresión al jefe al solicitar un aumento, los especialistas sugieren hacer énfasis en su desempeño.

Diario Expansión de EspañaRed Iberoamericana de Prensa Económica (RIPE)

Viajar, cambiar de auto, inscribirse al gimnasio, pagar la maestría. Si alguna de estas metas se encuentra en su lista de propósitos para el año, es probable que usted sea parte de ese 84% de empleados que –según una encuesta realizada por Trabajando.com- piensa pedir un aumento de salario en el 2013.

De los 2,500 participantes en el ejercicio, 68% planteará que su desempeño ha sido impecable, 18% dirá que lleva bastante tiempo en la empresa, 12% utilizará como argumento que está trabajando más horas de las que le corresponden y 2% dirá que tiene otra oferta de trabajo donde le ofrecen más dinero.

Para evitar dar una mala impresión al jefe al momento de solicitar un aumento, especialistas sugieren olvidar los argumentos clásicos y hacer énfasis en su desempeño, identificar metas cumplidas y manifestar su interés por seguir creciendo al interior de la organización.

Los puntos por evitar

Los especialistas dieron los argumentos que hay que evitar al momento de pedir un aumento de sueldo.

1. Tengo muchos años trabajando 
en la empresa

El factor tiempo no es suficiente para pedir un aumento de sueldo, por que la valuación de un puesto se realiza con base en sus actividades, competencias y desempeño. "Sería un argumento incompleto porque el salario tiene estar relacionado con los resultados, ya que el tiempo también provee de experiencia y el desempeño podría mejorar", dijo Martha Patricia Villanueva, coach en Desarrollo Organizacional de Will México.

La antigüedad podría funcionar sólo en puestos que son muy difíciles de promover, como asistentes o secretarias (os), debido a que podrían desempeñar un mismo puesto por muchos años con las mismas responsabilidades.

2. Mi compañero gana más que yo

Acercarse al jefe con el argumento de que el licenciado Pérez gana más que usted será muestra de un celo profesional que puede deteriorar la relación al interior del equipo de trabajo, advierten los expertos.

Aunque el desempeño y la formación profesional sea similar, hablaría mal de usted señalar a los demás. Lo mejor es convencer con los resultados propios.

3. El dinero que gano actualmente no me alcanza

Utilizar este argumento no es evidencia que de su salario es bajo, sino de que usted no está realizando una correcta administración de sus recursos, dijo Margarita Chico, directora de Comunicación de Trabajando.com México.

No querrá escuchar que su jefe le diga que se busque otro empleo donde gane más, antes de que usted siquiera pueda pedirle el aumento.

4. Tengo otra oferta de trabajo

Si una persona ya tiene otra oferta de empleo y no se encuentra a gusto en el lugar actual, generalmente, sólo avisa sobre su salida. Si no tiene intenciones de irse, entonces, debe negociar sus condiciones sin amenazar, pues se expone a que la empresa actual no ponga resistencia.

5. Trabajo más horas de las que me corresponden

Éste es un tema con muchas aristas, coincidieron los especialistas. "Generalmente, los trabajadores que checan hora de entrada y salida manejan el concepto de tiempo extra y se les paga por ello. Quienes no trabajan de ese modo es porque tienen responsabilidades más amplias.

Tal vez, su puesto les exija el desarrollo de algún proyecto que les demanda más tiempo", ejemplificó Patricia Villanueva.

En el caso de tener responsabilidades amplias, si su desempeño es sobresaliente, este argumento podría funcionar. Pero, cuidado: según su tipo de actividad, eso también podría evidenciar una mala administración del tiempo o mala planeación de su trabajo, lo que resultaría contrario a la eficiencia.

Tags Relacionados:

empleo

salario

Leer comentarios ( )

Ir a portada