Módulos Temas Día

Audemars Piguet venderá sus relojes usados en tiendas propias

La marca ha probado el concepto en una tienda en el Grand Hotel Kempinski de Ginebra y planea comenzar a realizar pruebas en Estados Unidos y Japón.

Audemars

(Foto: Bloomberg)

(Foto: Bloomberg)

Bloomberg

Bloomberg. Audemars Piguet, el fabricante suizo del robusto reloj Royal Oak, planea abrir tiendas independientes para comprar y vender relojes de segunda mano, en un intento por tener un mayor control sobre sus productos a lo largo de su vida útil a medida que la industria busca nuevas fuentes de crecimiento.

El negocio de segunda mano podría tener de 10 a 20 veces el tamaño del mercado de relojes nuevos, dijo el presidente ejecutivo de la compañía, François-Henry Bennahmias, en una presentación en Ginebra.

Hasta ahora, se ha dejado principalmente en manos de casas de subastas, tiendas locales independientes y plataformas en línea como eBay y Amazon.com, mientras que las marcas suizas se concentran en crear un aura de exclusividad en torno a sus nuevas creaciones.

"Tenemos que recapturar ese mercado, porque creemos que podemos hacerlo mejor", dijo en una entrevista en el Salón International de la Haute Horlogerie.

La industria relojera suiza que tiene cuatro siglos de antigüedad está experimentando nuevas estrategias luego de una recesión de varios años que se produjo en medio de una ofensiva contra la corrupción en China y el surgimiento del reloj inteligente.

El crecimiento de alrededor del 3% que experimentaron las exportaciones el año pasado estuvo muy lejos del ritmo de dos dígitos de la década anterior.

Audemars Piguet, que fabrica alrededor de 40,000 relojes nuevos anualmente y es una de las marcas cada vez más raras de grandes relojeros independientes en una industria dominada por Richemont, Swatch Group y Rolex, abrirá tiendas que venderán modelos usados de su propia marca dentro de tres años, dijo Bennahmias.

La marca ha probado el concepto en una tienda en el Grand Hotel Kempinski de Ginebra y planea comenzar a realizar pruebas en Estados Unidos y Japón.

No es la única marca que está analizando el negocio de segunda mano. Jean-Claude Biver, director de las marcas de relojes de LVMH TAG Heuer, Hublot y Zenith, ha dicho que está considerando ingresar al mercado.

Nueva línea

Audemars Piguet también está planificando una nueva línea para complementar el Royal Oak y ofrecerá una extensión gratuita de su garantía a cinco años para los compradores que se registren en línea. Sus ingresos aumentaron un 12% en 2017, acercándose a los 1,000 millones de francos (US$ 1,000 millones).

El próximo año, el fabricante de relojes dará a conocer una nueva línea unisex, dijo Bennahmias. Estará dirigida a ambos sexos desde el principio, a diferencia del Royal Oak, que originalmente fue concebido como un modelo para hombres al que se incorporaron versiones para mujeres más tarde. Los nuevos relojes no son pequeños, pero calzan bien en las muñecas femeninas, dijo el CEO.

"No lo venderemos como una línea para hombres o para mujeres", dijo. "Comenzó más masculino, pero creo que las mujeres lo comprarán también".

En el negocio de segunda mano, puede ser necesario que los relojeros actúen con rapidez, ya que el comercio electrónico amenaza con acorralar al mercado. Amazon.com ya tiene ofertas de relojes Audemars Piguet de segunda mano certificados desde US$ 2,995 hasta US$ 196,995. Las nuevas versiones del Royal Oak comienzan en alrededor de US$ 12,000 a US$ 15,000.

Bennahmias comparó el enfoque con las marcas de automóviles que tienen ellas mismas ventas de modelos usados, lo que les da un mayor control sobre lo que sucede con los vehículos después de la venta inicial.

El plan es mantener separadas las tiendas que venden relojes antiguos y nuevos, ya que las ofertas atraen a diferentes clientes, dijo el máximo ejecutivo.

"No podemos dejar esto en manos de personas que no son los creadores de la marca", dijo.

Tags Relacionados:

mercado de lujo

Audemars Piguet

Leer comentarios ( )

Ir a portada