Módulos Temas Día

Qué hacer para conseguir trabajo en 2018

Encontrar un empleo depende de mucho tesón y entusiasmo, pero también de saber cuáles son las herramientas necesarias para localizar una de esas ofertas que no siempre salen a la luz.

trabajo

trabajo

Un nuevo año es sinónimo de nuevos propósitos y, entre ellos, conseguir un empleo o cambiar a otro que permita una mejora salarial o profesional es uno de los grandes anhelos de muchos trabajadores. Un informe de Randstad Workmonitor revela que el último tercer trimestre del año un 14% de los profesionales busca oportunidades laborales para cambiar su vida. Este porcentaje está dos puntos por encima respecto al mismo periodo de 2016.

Antes de nada, el profesional debe analizar el mercado y detectar qué empresas o puestos encajan con sus conocimientos y experiencia. Las redes sociales, el boca oreja y las webs corporativas son el primer paso para otear el horizonte laboral, sin descartar el networking, un red de contactos que conviene cultivar tanto si el profesional está o no en activo.

IMF Business School ofrece cinco claves que pueden hacer que esta tarea sea más sencilla:

Adiós frustraciones. Es fundamental conocerse a uno mismo y ser capaz de detectar aquellas necesidades formativas que hacen falta y solucionarlas para conseguir su objetivo laboral: primer empleo, ascender, cambiar de empresa o mejorar nuestras condiciones. Teniendo claro esto, conseguir el trabajo deseado será más fácil.

Que se entere todo el mundo. Nada de ocultar que se encuentra en búsqueda activa de empleo. Cuénteselo a todos los que conoce, las oportunidades pueden surgir en cualquier momento. Esto cambia si quiere cambiar de trabajo: deberá evitar buscar ofertas en su horario laboral y, por supuesto, hacerlo a través del email corporativo o el teléfono de empresa.

Cuide la presentación. El currículo e, incluso, los perfiles en redes sociales son la primera impresión que una empresa tiene del candidato en cuestión. Mantenga actualizado el currículo sin abusar, elimine aquello que no sea relevante para la oferta en cuestión y revise que coincida con la información del perfil de Linkedin.

Otro aspecto importante es orientar el currículo a cada oferta de empleo destacando los aspectos que le interesen con las keywords -palabras clave- utilizadas en el sector. Esto último será muy útil para aquellas empresas que rastrean candidatos en la red.

Trabaje previamente la entrevista. Será más fácil mantener la calma el día de la entrevista y concretar la información fundamental sin andar por las ramas.

La motivación es lo último que se pierde. Mantener una actitud positiva durante todo el proceso de búsqueda es fundamental para conseguir trabajo cuanto antes. Una postura negativa, provocará el rechazo.

Ninguna compañía quiere trabajadores desmotivados. Estudiar idiomas, seguir formándose o especializarse en nuevas competencias, puede ayudar a establecer rutinas y sentir que está mejorando sus conocimientos como profesional y adaptando su currículo a las nuevas necesidades mientras busca empleo. 

Diario Expansión
Red Iberoamericana de Periodismo Económico 

Leer comentarios ( )