"Simple, hermosa y sin publicidad". Este es el lema de Ello, la nueva red social que se presentan como antifacebook: tiene estrictas medidas de privacidad, no cuenta con publicidad y solo se puede ser parte por invitación.

Esta semana, Ello entró en funcionamiento. Paul Budnitz, uno de los seis fundadores de la , informó que procesan cada hora un total de 40,000 solicitudes y aprobaciones.

La viralidad con la que Ello fue recibido en sus primeras horas basada en la política de "sólo por invitación": sin saber por qué, los usuarios quieren formar parte de una red que parece selecta ocasionó que, en algunos momentos, lidien con 35,000 solicitudes por hora.

La red social tiene un diseño minimalista, con tonalidades en blanco y negro. Y muchas de las funcionalidades todavía están en desarrollo.

"Los dueños de tu red social son los anunciantes (…) Ello no vende publicidad. Ni vendemos datos sobre ti a terceros. Creemos que una red social puede ser una herramienta de empoderamiento. No es una herramienta para engañar, coaccionar y manipular, sino un lugar donde conectar, crear y celebrar la vida. Tú no eres un producto", dice Ello en su manifiesto.

Así, la alternativa a configura algunos elementos claves de los nuevos productos de Internet: es experimental, administrada por la comunidad para la comunidad y en constante desarrollo.

Todavía está en fase Beta y ya se colgó varias veces por sobrerecargas. Los expertos se pregunta si Ello está preparada para ser masiva y crecer.