Guerra de drones y la apuesta por la especialización

La industria de los drones va a dejar de ser startupera en breve porque grandes empresas como Google o Amazon están comenzando a comprar startups para madurar la industria, según experto.

El negocio de los drones está creciendo en el ámbito profesional, ámbito de estudio y del hobbie. (Foto: AP)
El negocio de los drones está creciendo en el ámbito profesional, ámbito de estudio y del hobbie. (Foto: AP)

Para que México salga victorioso en la industria de los vehículos aéreos no tripulados o drones, frente a competidores como China o Estados Unidos, expertos consideran que los emprendedores deberán pasar de la manufactura a la especialización de servicios y desarrollo de software.

“La innovación son como olas y ahorita estamos en el inicio de la ola. Nos podemos subir en esta industria pero tenemos que hacer mucho valor agregado, mucho desarrollo y pasar de la maquila de drones comerciales al desarrollo de drones especializados. La industria de los drones va a dejar de ser startupera en breve porque grandes empresas como Google o Amazon están comenzando a comprar startups para madurar la industria”, dijo Adrián Lira, consultor y director de la empresa Cinovatec, una filial del grupo empresarial jalisciense Qualtop.

Durante un encuentro previo a la inauguración oficial de la sexta edición de Campus Party, celebrada en Guadalajara, los jugadores en el mercado reconocen que en México, la industria de los drones aún es incipiente.

Lira cita un estudio de la firma de consultoría Deloitte que se estima que el valor del mercado de esta industria a nivel global alcanzará entre los 200 y 400 millones de dólares con la comercialización de 300,000 unidades.

“Es una industria que no ha desarrollado las soluciones de alto valor agregado y es la realidad del mundo. El mercado es muy incipiente y está en un proceso de madurez”, comentó.

Existen ejemplos de cómo la alta especialización es un potencial de mercado para la industria mexicana, y con una oportunidad de alcance global. Lira, por ejemplo, menciona una demanda de Canadá por utilizar drones para hacer inventarios a cielo abierto y temperaturas de 20 grados bajo cero para la industria acerera.

En México, organismos desde la Comisión Nacional Forestal (Conafor) hasta Petróleos Mexicanos (Pemex) han usado drones para prevención y detección de incendios, o incluso fugas en oleoductos.

Para Enrique Torres, gerente de TI de Grupo Industrial Vida y consejero de la empresa IOT México, los jugadores mexicanos en la industria de los drones deben tener una visión hacia un mercado global, y con un diferenciador en el área de software y sistemas operativos para estos vehículos aéreos.

“Si pensamos que el negocio de los drones lo vamos a desarrollar en México, seguramente en los próximos 5 años nos vamos a frustrar si pensamos que nuestro mercado está en México. Tenemos mucha capacidad en México y empresas de Estados Unidos están buscando en Guadalajara talento para desarrollar y programar drones. En realidad el dron ya está inventado y no hay mucho que discutir, pero lo que no se ha inventado es el software que controla el dron y hacia allá tenemos que dirigirnos”, comentó.

Lo cierto es que se trata de una industria en crecimiento, y uno de los grandes impulsores para su desarrollo está en las soluciones de seguridad y de uso militar, consideró David Montiel Yáñez, Piloto Aviador de la Fuerza Aérea Mexicana y representante de la empresa ConfiguraC8.

“Actualmente ya se emplean para la vigilancia de oleoductos, para la vigilancia de torres de alta tensión de la Comisión Federal de Electricidad (CFE) principalmente en Tamaulipas, Veracruz y Nuevo León, donde había más delincuencia y generaba pérdidas para el país, e incluso ya hay una base de operaciones militares que están monitoreando y vigilancia de estas áreas. La industria militar está apoyando y favoreciendo al desarrollo de esta tecnología”, dijo.

Edwyn Gómez, fundador de DroneProject en Guadalajara, ve un crecimiento de esta industria debido a que es compatible con otras verticales, desde agricultura, vigilancia o incluso para el rescate de vidas.

“El negocio de los drones está creciendo en el ámbito profesional, ámbito de estudio y del hobbie. El dron da la facilidad de que su uso se expanda a cualquier aplicación como estudios de la tierra, agricultura de precisión, búsqueda y rescate pero a la vez hay mucha gente que se le ocurren muchas cosas”, dijo.

Regulación con claroscuros.
Luego de que la Dirección General de Aeronáutica Civil (DGAC) de la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT) emitiera una regulación para la operación de drones en el país mediante la circular CO AV 23/10 R2, los jugadores ven positiva la regulación aunque reconocen huecos que podrían complicar su aplicación.

“Están pidiendo una serie de requisitos y no han dejado claro, por ejemplo, cómo vamos a tener las licencias (para pilotear drones). Deben de estipular más claro dónde vamos a conseguir las licencias, quién va a generar la autorización para los equipos y qué requisitos necesitan los equipos para que te la den”, consideró Jaime Machuca, director de Tecnologías de Droidika.

Aunque si bien el experto reconoce que con estas reglas, las restricciones para la operación de estos equipos podría afectar actividades como la fotografía aérea, principalmente en áreas urbanas, esto eventualmente orillará a la profesionalización de estas actividades y elevará los estándares de seguridad.

“A las reglas les hace falta madurar. Son buenas reglas pero les hace falta madurez”, agregó Edwyn Gómez de DroneProject.

El Economista de México
Red Iberoamericana de Prensa Económica (RIPE)

ÚLTIMA HORA ver todas

BLOGS ver todos

Economía para todosCarlos Parodi

Perú vs. Nueva Zelanda

El cine es un espejoRaúl Ortiz Mory

Los Meyerowitz: la familia no se elige

Cultura financieraWalter Eyzaguirre

FINANZAS PERSONALES – MITOS Y VERDADES

Inversión e InfraestructuraDirector FRI-ESAN Sergio Bravo Orellana

Las Asociaciones Público Privadas: una estra...

WALL STREET VER TODOS

Será noticia

JOSÉ ANTONIO MONTENEGRO