Módulos Temas Día

Estudio vincula tumor en ratas a radiación de teléfonos móviles

Los estudios toxicológicos de 10 años, cuyo costo fue de US$ 25 millones, son las evaluaciones más exhaustivas hasta la fecha de los efectos sobre la salud y la exposición a la radiación de radiofrecuencia en ratas y ratones.

Celulares

Celulares

Los hallazgos no deben extrapolarse a los humanos porque las ratas estuvieron expuestas a niveles de radiación más altos que los que reciben las personas. (Foto: Bloomberg)

Un estudio exhaustivo de la exposición a la radiación emitida por teléfonos celulares descubrió un mayor riesgo de un tumor poco frecuente en algunos roedores, aunque el científico a cargo advirtió que no se deben sacar conclusiones sobre el impacto en humanos.

Las ratas macho desarrollaron tumores cardíacos al ser expuestas a altos niveles de un tipo de radiación utilizada por la industria de telefonía inalámbrica, de acuerdo con los proyectos de estudio publicados el viernes. Las ratas y ratones hembra no desarrollaron los mismos tumores, según mostraron los estudios. Los resultados fueron publicados en línea.

Los estudios toxicológicos de 10 años, cuyo costo fue de US$ 25 millones, son las evaluaciones más exhaustivas hasta la fecha de los efectos sobre la salud y la exposición a la radiación de radiofrecuencia en ratas y ratones, de acuerdo con la nota publicada en internet del Instituto Nacional de Ciencias de la Salud Ambiental, una unidad de los Institutos Nacionales de Salud, la agencia de investigación médica de Estados Unidos. El programa de toxicología tiene su base en el Instituto Nacional de Ciencias de la Salud Ambiental.

Los hallazgos no deben extrapolarse a los humanos porque las ratas estuvieron expuestas a niveles de radiación más altos que los que reciben las personas, incluso con un gran uso del teléfono móvil, dijo John Bucher, un científico sénior del Programa Nacional de Toxicología. Las ratas recibieron radiación en todos sus cuerpos durante nueve horas al día por dos años.

Usuarios frecuentes
"No he cambiado la forma en que uso un teléfono celular", dijo Bucher en una conferencia telefónica con periodistas.

Sin embargo, en un comunicado enviado por correo electrónico, Bucher dijo que los tumores observados en los estudios "son similares a los tumores previamente informados en algunos estudios de usuarios frecuentes de teléfonos celulares".

Al ser consultado si esto apunta a peligros para los humanos, dijo que los proveedores de teléfonos están "avanzando cada vez más hacia exposiciones de menor potencia para humanos" a medida que las nuevas generaciones de servicios móviles están disponibles.

Algunos estudios han encontrado evidencia limitada de un aumento del riesgo de cáncer por el uso del teléfono móvil, de acuerdo con la nota publicada en internet del Instituto Nacional de Ciencias de la Salud Ambiental.

Y dos años después, los tumores cardíacos fueron "los únicos hallazgos positivos en los que realmente hemos podido tener confianza", dijo Bucher a los periodistas. "Los informes no van mucho más allá de lo que hemos informado anteriormente".

‘Ningún riesgo conocido para la salud’
CTIA, la asociación comercial para proveedores de servicios inalámbricos que incluye a AT&T Inc. y Verizon Communications Inc., dijo que se basa en orientación experta sobre los efectos en la salud.

"Organizaciones internacionales y de EE.UU. y expertos en salud han mantenido su conclusión de larga data de que la evidencia científica no muestra ningún riesgo para la salud conocido debido a la energía de RF emitida por los teléfonos celulares", dijo Justin Cole, portavoz del grupo comercial.

Los estudios del Programa Nacional de Toxicología se someterán a una revisión por pares en una reunión de marzo.

El estudio encontró un mayor riesgo de schwannoma cardíaco, un tipo de tumor que típicamente se origina a partir de células encontradas en neuronas. Es tan inusual en el corazón que los médicos a menudo ponen sus hallazgos por escrito para ser publicados en revistas médicas cuando encuentran estos tumores en el tejido cardíaco.

Directrices no han sido modificadas
Un patrón inusual de miocardiopatía, un signo de un agrandamiento y daño en el corazón, se observó en ratas macho y hembra, según se descubrió en el estudio.

Por su parte, la Comisión Federal de Comunicaciones solicitó en el 2013 comentarios sobre si las normas de EE.UU. deben actualizarse para proteger a las personas de la radiación de los teléfonos móviles, y no ha tomado acciones.

La agencia revisó por última vez los estándares en 1996, cuando existían menos teléfonos en uso. Sus directrices establecen los niveles máximos de exposición a la radiación basados en la cantidad de calor emitido por los teléfonos móviles.

Los informes, junto con investigaciones anteriores, muestran que los límites actuales para la radiación de los teléfonos móviles "siguen siendo aceptables para proteger la salud pública", dijo en una declaración por correo electrónico Jeffrey Shuren, director del Centro de Dispositivos y Salud Radiológica de la Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA, por sus siglas en inglés).

"No hemos encontrado suficiente evidencia de que haya efectos adversos para la salud en humanos causados por exposiciones en o bajo los límites actuales de exposición a la energía de radiofrecuencia," dijo Shuren.

Leer comentarios ( )

Ir a portada