Baterías de notebooks duran menos de lo que promete la marca

Un estudio de la publicación inglesa Which? -especializada en probar productos desde 1957- encontró diferencias abismales entre las especificaciones de los fabricantes de notebooks acerca de la duración de la batería de sus equipos y la realidad.

(Foto: Which)
(Foto: Which)

Se probaron 67 modelos distintos de portátiles. En algunos casos el equipo se apagaba varias horas antes de lo estipulado por el fabricante.

Un estudio de la publicación inglesa Which? -especializada en probar productos desde 1957- encontró diferencias abismales entre las especificaciones de los fabricantes de notebooks acerca de la duración de la batería de sus equipos y la realidad.

Which? sometió a prueba a 67 modelos de portátiles para ver cuánto tiempo duraban sus baterías. Las probó con dos rutinas de trabajo tal como lo haría un usuario: navegando en internet y viendo videos. Para mayor certeza repitió las pruebas tres veces por cada equipo.

Los resultados fueron sorprendentes: casi todas las empresas exageraban las cifras de rendimiento.

Según Which?, las que más abultaban sus cifras son HP y Dell. De la primera probaron 12 equipos, cuyas especificaciones establecían que el promedio de duración de la batería era de 9 horas y 48 minutos, pero en realidad estas se apagaban a las 5 horas y 2 minutos.

En las pruebas con 10 equipos Dell, la batería duraba en promedio 5 horas y 2 minutos, aunque, según el fabricante, su promedio de duración eran 9 horas y 15 minutos. Otras empresas como Toshiba, Lenovo, Acer y Asus también abultaron la cifra de rendimiento.

El único que cumplió con lo prometido fue Apple. Publicitaba, en promedio, una duración de batería de 10 horas y en las pruebas los tres equipos probados duraron 15 minutos más de lo especificado.

Luciano Ahumada, director de Informática y Telecomunicaciones de la U. Diego Portales, se asombra ante la diferencia tan gran entre lo especificado por la marca y la duración real de las baterías. “Acá hay un problema de la letra chica; es decir, clarificar las condiciones en que las compañías prueban sus equipos para obtener tales rendimientos. La red de datos, el Bluetooth, el brillo de la pantalla o la retroalimentación del teclado afectan el consumo de energía”, dice.

Para el académico, la industria debe ponerse de acuerdo en un estándar que mida el rendimiento de la batería para que los usuarios tengan certeza de que lo que les dice el fabricante es de verdad lo que van a obtener.

El Mercurio

ÚLTIMA HORA ver todas

BLOGS ver todos

Humor S.A.Jaime Herrera

¿Perú, de qué raza eres?

Herejías EconómicasGermán Alarco

Estrategia minera equivocada

El Vino de la Semana

El Lado B: Massala restaurante

PREGUNTA
DEL DÍA

WALL STREET VER TODOS

Será noticia

JOSÉ ANTONIO MONTENEGRO