(Bloomberg).- Las ventas de relojes en los Estados Unidos se redujeron más que nunca en siete años en junio, una de las primeras señales de que el smartwatch de está debilitando la demanda de relojes tradicionales.

Los comercios minoristas vendieron US$ 375 millones de relojes durante el mes, un 11% menos que en junio de 2014, de acuerdo con los datos de NPD Group. La baja del 14% en las ventas unitarias fue la más grande desde 2008, según Fred Levin, responsable de la división de lujo de la firma de investigación de mercado.

"El va a tener una penetración significativa", dijo el jueves en una entrevista telefónica. "El primer par de años serán difíciles para los relojes de la categoría de moda".

El mercado de los relojes que cuestan menos de US$ 1,000 es el que más riesgo corre, en tanto los consumidores de esa banda de precios muestran que son los que más probablemente comprarán un Apple Watch, señaló Levin. Las ventas de relojes que cuestan entre US$ 50 y US$ 999 registraron una caída en junio. La más grande fue una de 24% en los relojes de US$ 100 a US$ 149.99, de acuerdo con los datos de NPD.

El Apple Watch no es la única causa de la baja. Las marcas de moda de precio más reducido se vieron afectadas en tanto los minoristas y las grandes tiendas ofrecieron más descuentos debido a la "saturación" de esos productos entre los consumidores, explicó Levin. En esta categoría entran marcas como Timex, Guess, Burberry y Tissot.

"En el corto plazo, las marcas de precios accesibles van a tener que ponerse a pensar seriamente", dijo.

La mayor parte de los datos sobre venta de relojes en los EE.UU. se limita a las exportaciones de relojes suizos a ese mercado, que no miden las ventas a los consumidores. En la primera mitad de 2015, esas remesas tuvieron aumentos en todos los meses salvo en mayo, según los datos de la Federación de la Industria Relojera Suiza disponibles en Bloomberg Intelligence. El incremento en el primer semestre fue de 4.2%.

'Era del hielo'La negativa de Apple Inc. a decir cuántos smartwatches vendió hace que los inversores y los analistas deban adivinar a cuánto ascienden las ventas. Más difícil aún es medir el impacto en el mercado de US$ 50,000 millones de los relojes suizos. Elmar Mock, uno de los inventores del Swatch, declaró en marzo que Apple podría causar una "era del hielo" en esa industria de cuatro siglos de antigüedad. El fabricante de computadoras ya ha hecho tambalear el mercado musical con su software iTunes, mientras que su iPhone acabó con el dominio de Nokia Oyj.

Apple lanzó tres modelos de su smartwatch en abril con precios que van desde los US$ 349 para la versión más básica a US$ 17,000 para un modelo de oro de 18 quilates. El 22 de junio, la empresa dijo que los ingresos de la división a la que pertenece el dispositivo aumentaron en US$ 950 millones en los tres meses que terminaron a fin de junio en comparación con los primeros tres meses del año.

Eso indicaría que la compañía puede haber vendido como mínimo 1.9 millones de relojes, suponiendo que el Apple Watch tuvo un precio de venta promedio de US$ 499. NPD calcula que la industria de los relojes tradicionales vendió 927,500 unidades en junio en los EE.UU.

TAGS RELACIONADOS