El proyecto de una vacuna peruana contra el COVID-19 es desarrollada por el laboratorio Farvet y la Universidad Cayetano Heredia. (GEC)
El proyecto de una vacuna peruana contra el COVID-19 es desarrollada por el laboratorio Farvet y la Universidad Cayetano Heredia. (GEC)

La Universidad Peruana Cayetano Heredia (UPCH) aclaró que aún no se ha aprobado el inicio de la fase de pruebas en seres humanos de la candidata a vacuna contra el COVID-19 que es desarrollada con el laboratorio peruano Farvet.

A través de , la UPCH detalló que si bien se han obtenido “buenos resultados” en los estudios preclínicos de la candidata a vacuna que elabora con Farvet, precisó que “el uso de un compuesto experimental debe cumplir con las leyes nacionales y las regulaciones internacionales antes de ser utilizado en seres humanos”.

Además, consideró que para usar una vacuna es necesario contar con información científica respaldada en resultados de diversos estudios clínicos y preclínicos, certificados de Buenas Prácticas de Manufactura y otros requisitos técnicos establecidos en el Perú.

Los estudios clínicos en todas sus fases deben ser autorizados por el Instituto Nacional de Salud (INS) y contar con la autorización de un Comité de Ética independiente. También es necesario el consentimiento de los voluntarios, quienes deben participar de manera libre y sin ningún tipo de subordinación o coacción”, señaló la UPCH en su pronunciamiento.

Asimismo, la información científica debe ser avalada por la Dirección General de Medicamentos, Insumos y Drogas (Digemid) para autorizar la comercialización y uso del producto farmacéutico.

El centro de estudios enfatizó que mantiene su compromiso de realizar “investigaciones responsables y siguiendo las normas establecidas” por las autoridades del país.

El caso de la vacuna peruana

Este pronunciamiento de la Universidad Peruana Cayetano Heredia se da un día después de que Mirko Zimic, biofísico que participa en la elaboración de potencial vacuna peruana contra el COVID-19, anunció a Canal N que se ha confirmado la futura construcción en Chincha de un laboratorio con certificado de buenas prácticas de manufactura, lo que permitirá una producción masiva de dosis.

Además, el investigador indicó que, a finales de junio, se estaría produciendo entre 15 a 20 millones de dosis de la vacuna contra el COVID-19. Por ello, señaló que, hasta esa fecha, ya deberían concluir los estudios preclínicos y en humanos.

Este jueves, Zimic señaló en RPP que ya se culminó el último ensayo de la fase preclínica para obtener una vacuna peruana contra la COVID-19.

Hace dos días hemos culminado el último tramo del último ensayo de la fase preclínica, es la fase de animales que se conoce como el ensayo del desafío, en el cual los animales previamente vacunados, un grupo vacunado y un grupo placebo, han sido infectados con el virus, el cual nos ha sido proporcionado por el Instituto Nacional de Salud que colabora en este proyecto con nosotros, y esto va a ser evaluado los resultados en los próximos días para ver el efecto de la vacuna sobre estos animales”, expresó.

Apoyo del Estado

El último miércoles, el presidente Francisco Sagasti señaló que el gobierno observa con mucha atención la elaboración de una vacuna desarrollada por la Universidad Peruana Cayetano Heredia y el laboratorio Farvet.

“Le prestaremos apoyo cuando sea oportuno”, indicó Sagasti luego de anunciar la compra de vacunas contra el COVID-19 a los laboratorios Sinopharm y AstraZeneca.