La alcaldesa de Lima, Susana Villarán, asistió a una ceremonia de apoyo a su gestión que se realizó en el local de la , donde dijo que hay "intereses mezquinos" que buscan revocarla este 17 de marzo.

"Estoy en mi hora de almuerzo y puedo hablar por (a la revocatoria)", dijo mirando su reloj, en alusión a que la ley electoral –que ya infringió, según el JEE Lima Centro– le permite hacer campaña en sus ratos libres.

En otro momento, Villarán criticó que se pretenda dividir a los ciudadanos de Lima, y que se "utilice al pueblo" y a la "pobreza", aunque olvidó mencionar que fueron sus propios defensores los que trazaron una línea divisoria de esta campaña entre la decencia y la corrupción, lado en el que colocaron a todo aquel que está a favor de la revocatoria.