El hecho de que se pruebe que la letra de las agendas corresponden a la primera dama Nadine Heredia no supone un revés de tipo penal, pero sí político, consideró el exprocurador Julio Arbizu, al comentar el nombramiento de los peritos que se encargarán de realizar la pericia grafotécnica.

"Que se pruebe que la letra es de la señora Heredia no supone un revés durísimo respecto de la imputación penal, pero sí supone un revés durísimo en la medida que pueda oponerse a lo que la señora ha dicho públicamente que no son sus agendas. El delito de lavado de activos es un delito de difícil probanza", afirmó en el programa No Hay Derecho de Ideeleradio.

Indicó que desde una perspectiva básicamente jurídica, no es suficiente que se pruebe que es su letra y sus agendas, pues no constituye la comisión del delito de lavado de activos "¿ Cuál es el delito que se habría cometido colocando eso en las agendas? ¿Me llegó plata?", anotó.

"Tiene que determinarse que la plata llegó de Venezuela y la Ley Electoral hoy prevé la posibilidad de recibir plata del extranjero como donaciones a agrupaciones políticas. Tendría que saberse que el dinero vino de Venezuela por ejemplo de las arcas fiscales venezolanas cometiendo un delito de corrupción allá en Venezuela para lo cual habría que tomar testimonio en Venezuela", puntualizó.