Washington (Reuters).- El presidente estadounidense, Barack Obama, mantenía una ligera ventaja sobre el republicano , de acuerdo con un sondeo diario de Reuters/Ipsos, tras detener una fuga de votos posterior a un pobre debate en la competencia por la Casa Blanca.

A tres semanas de las elecciones del 6 de noviembre, Obama se impone a Romney por 2 puntos porcentuales entre los votantes probables, con un 47% de las preferencias, frente al 45% del republicano.

El margen es tan estrecho como para considerarse un empate, pero Obama amplió la diferencia, luego de que el sondeo del domingo le diera un punto más que Romney. "Romney recibió un impulso con (del 3 de octubre), pero la naturaleza de esos impulsos es que se agotan", dijo la vicepresidenta de Ipsos Julia Clark.

"Ahora vemos a Obama reactivar el paso, de cara al segundo debate. Llegan en igualdad de condiciones", agregó.

Los dos candidatos vuelven a encontrarse el martes por la noche en la Universidad Hofstra, en Nueva York, en un debate que Obama necesita ganar para recuperar la vitalidad de su campaña.

El tercer debate está previsto para el 22 de octubre en Boca Raton, Florida.

El apoyo a Obama en el nuevo sondeo de Reuters/Ipsos fue fuerte entre el 10% de los votantes registrados que ya sufragaron. Un 55% dijo que votó por el mandatario, frente al 43% que lo hizo por Romney.