El coordinador de la Asamblea Nacional de Regiones, Alonso Navarro, demandó al presidente actuar sin "radicalismos" en su decisión de "ponerle dientes" a las regiones, tal como lo anunció en la entrevista que ofreció el domingo último.

"Debe haber una mayor reflexión en el tema sobre las consecuencias, hay que reflexionar en vez de ser radicales, pues se puede poner en riesgo la continuidad de las obras de desarrollo social y de infraestructura", estimó Navarro en diálogo con Gestión.

No obstante, Navarro dijo que es respetuoso de las opiniones del jefe de Estado, pues la ley le permite al gobierno central congelar las cuentas de los gobiernos regionales cuando así lo considere.

Sin embargo, mencionó que tampoco se puede debilitar el trabajo de control que se despliega a nivel de los gobiernos regionales y locales. "Si hay sospechas de malos manejos, ya hay los mecanismos de control a nivel de regiones, solo es cuestión de reforzarlos", subrayó.

Así también, Navarro comentó que hoy a las 16:00 horas se reunirá con el presidente Ollanta Humala para transmitirle su preocupación al respecto, aunque también dijo que hay otros temas en agenda.